El club intentará colocarle aunque asume que se quedará

El Barça tranquiliza a Griezmann… pero le busca equipo

EL Barcelona ha conseguido calmar los ánimos con Antoine Griezmann, gracias a una reunión con el entorno del futbolista. Sin embargo, si llega una buena oferta o pueden reducir el coste de Lautaro o Neymar, no dudarán en desprenderse de él

Griezmann Barcelona

El Barcelona y el entorno de Antoine Griezmann han tratado de normalizar la situación del francés y, por el momento, parece que las aguas se han calmado. Después del feo que le hizo Setién en el partido ante el Atlético, la familia del atacante estalló en las redes, provocando una reunión entre la hermana y agente del futbolista y responsables del club. El Barça ha conseguido calmar los ánimos, haciendo ver que confían en Griezmann y que será importante de cara al futuro.

Sin embargo, la realidad que se dibuja en Can Barça es bien distinta. Pese al cierre de filas que ha habido en la plantilla hacia la estrella gala, los planes del club pasan por mantener en nómina a Griezmann, sino hay más opciones. Los intereses culés pasan por hacerse este verano con los servicios de Lautaro e intentar recuperar a Neymar y para lograrlo es necesario que el ex rojiblanco abandone la entidad.

Además, hay que tener en cuenta la extrema necesidad del Barcelona por vender para que sus directivos no tengan que responder con su patrimonio ante las pérdidas, que se han incrementado notablemente con el parón pandémico. La marcha de Arthur no será suficiente para maquillar las cuentas y, ahora mismo, el principal activo del club reside en la figura del galo.

La situación financiera por la que atraviesa el club hacen que el club esté dispuesto a aceptar meterle en una operación por Lautaro. En ella, el Barça se vería en parte beneficiado al liberar masa salarial, algo que está ahogando económicamente al club. Tampoco se descarta poder incluirle en otra por Neymar, abaratando el precio del brasileño, si es que finalmente pueden afrontar su fichaje.

Otra de las opciones en las que el Barça aceptaría desprenderse de Griezmann sería si un club inglés hace una buena oferta por él. El objetivo, en este caso, pasaría por recuperar parte de la inversión realizada el pasado curso. Será difícil que llegue una oferta superior a los 100 millones de euros, debido a la relajación de los precios con la crisis.

En cualquier caso, el Barcelona ha intermediado para calmar los ánimos tras los últimos acontecimientos y parece que por el momento lo ha logrado. Algo que no les impide buscarle un posible nuevo destino a Griezmann, evitando así que la carrera del francés en el club tome un rumbo similar al de Courtinho y Dembélé.

Lo último en Deportes

Últimas noticias