Dembélé y Suárez no podrán estar en el segundo partido liguero

Las bajas obligan a Messi a forzar contra el Betis

Messi
Messi, tras su presentación en el Gamper (Getty).

Las ausencias por lesión de Dembélé y Suárez obligan al FC Barcelona a forzar a Messi ante el Betis. El argentino aún se entrena en solitario tras su lesión en el sóleo.

El curso no ha empezado todo lo bien que en el FC Barcelona querrían. A la lesión de Leo Messi, que no ha disputado un sólo minuto desde su regreso de las vacaciones, se suma la dolorosa derrota en los últimos minutos ante el Athletic en el debut liguero. El campeón defiende título este curso y, para no aumentar las diferencias de sus dos principales rivales en la lucha por la Liga, debe imponerse este domingo al Betis. Sin embargo, no podrá contar con dos de sus hombres importantes del ataque: Luis Suárez y Ousmane Dembélé, una situación que obliga al astro argentino a forzar.

Al conjunto culé todo se le ha vuelto en contra en cosa de tres días. Se las prometían muy felices los de Valverde con una delantera que verdaderamente asusta. Sin embargo, una vez ha arrancado la competición todo ha dado un giro de 180 grados. Con Griezmann, Suárez y Dembélé debería bastar para suplir la ausencia de su estrella, pero la lesión de los dos últimos cambia por completo los planes del ‘Txingurri’.

El ex del Atlético debería ser el principal bastión en ataque ante los béticos en la segunda jornada, con la ausencia de sus dos compañeros en la ofensiva blaugrana en la primera jornada, pero con las ventas de Malcom y, sobre todo, la reciente de Coutinho, se ven obligados a forzar a su mejor jugador. Messi aún no se entrena con el grupo, pero la falta de efectivos arriba provoca que tenga que acelerar su recuperación para poder llegar en condiciones de jugar el domingo.

Pese a que lo principal es que el argentino se recupere al cien por cien de su lesión en el sóleo, los contratiempos hacen que no queden muchas más alternativas que forzar su vuelta. El jugador la arrastra desde su incorporación de las vacaciones, lo que le impidió viajar con el resto de la expedición azulgrana a la gira por Estados Unidos y jugar ante el conjunto bilbaíno, para quedarse recuperándose en Barcelona.

Con el paso de las semanas, el futbolista sigue ejercitándose al margen, aunque se espera que en estos próximos días pueda volver al césped junto a sus compañeros. Más aún con las recientes lesiones de Dembélé y Suárez. Ambos jugadores volvieron a la ciudad condal lesionados, tras los días libres que les había concedido el técnico, y serán baja segura frente al Betis. Una situación que hace que Messi tenga que jugar, aunque esté aún entre algodones.

Lo último en Deportes

Últimas noticias

. . . . . . . . .