San Fermín 2019

La velocidad de los encierros provoca sentadas de protesta por parte de grupos de mozos

Demasiado rápidos y con poca emoción. Los corredores habituales de los encierros se han quejado por la rapidez de los de este año, con comparación con los de años anteriores. Hay diversas causas, entre ellas el líquido antideslizante que cubre las calles del recorrido, que evitan caídas y resbalones de los toros, que cubren el trayecto con menos dificultades y en manada.

Menos peligro, pero también menos emoción. Y más problemas para que los corredores puedan acercarse a los toros en busca de su momento de gloria.

La protesta, convocada a través de las redes sociales, no ha tenido mucho eco pero ha sido visible, con grupos de mozos sentados en diversos puntos del recorrido en los minutos previos al encierro de hoy.

Los corredores se quejan, además, de que los toros llegan entrenados a Pamplona. Los cabestros se lanzan a toda velocidad desde el principio y arropan a los morlacos, a los que es prácticamente imposible acercarse. Una de las razones es que los ganaderos no quieren que sus animales lleguen tocados a la corrida de turno, lo que les causa en ocasiones un grave perjuicio económico.

Ante este cambio y la pérdida de espectáculo, muy visible en los cuatro primeros encierros, algunos mozos, especialmente en Estafeta y Mercaderes, han decidido sentarse en el suelo al finalizar el segundo cántico a San Fermín, antes de la carrera.

Se da la circunstancia además de que, con el antideslizante que desde hace años se aplica en una parte del recorrido del encierro, los toros ya apenas resbalan en la curva de Mercaderes, lo que facilita que la manada se mantenga unida.

En el encierro protagonizado este jueves por los toros de Victoriano del Río, los cabestros han vuelto a liderar la carrera y han llevado muy arropados a los toros. No obstante, al final de la Estafeta, la manada ha quedado dividida en tres partes, con dos toros y cabestros por delante, dos toros en la parte central y otros dos toros cerrando la carrera.

El encierro ha vuelto a ser veloz y ha dejado un herido por asta en un brazo, además de cinco trasladados por contusiones.

Lo último en Sociedad