Hábitos

Miedo al fracaso: cómo lidiar con él

Fracasar nos puede dar una visión algo negativa de nuestra vida.
Miedo al fracaso: cómo lidiar con él

Una mente positiva y saludable es aquella que afronta el fracaso como parte de la vida, como un valor más que debemos tener en cuenta.

Tanto en nuestra vida laboral como profesional, el éxito es el triunfo. El fracaso parece ser algo peyorativo, pero hay países como en Estados Unidos donde en las entrevistas de trabajo se explica la cantidad de fracasos y qué hemos aprendido de ellos para seguir adelante.

Una mente positiva y saludable es aquella que afronta el fracaso como parte de la vida, como un valor más que debemos tener en cuenta y que nos ayuda para saber qué cosas ya no aplicar y conseguir el éxito. Aún así hay muchas personas que tienen miedo al fracaso, ¿cómo se afronta?

Consecuencias del fracaso

Fracasar nos puede dar una visión algo negativa de nuestra vida. Como consecuencia se produce una especie de baja autoestima, inseguridad y hasta depresión y ansiedad por pensar que no lo hemos hecho bien y no vamos a poder superar ese fracaso. Esto puede ser algo temporal, pero si se convierte en algo cada vez más importante y no nos deja avanzar en el camino, entonces necesitamos ayuda para lidiar y afrontar el fracaso con la ayuda de profesionales.

Qué hacer

Aprender de los fracasos. En este caso, ello nos permite establecer pautas para no repetir las mismas conductas. Por tanto es algo bueno que merece ser tenido en cuenta y que nos ayuda a avanzar en nuestro camino. Aunque con el tiempo, no lo veamos, seguro que luego será el mejor aprendizaje de todos.

Aprender a valorarte

Para salir de este pozo, lo mejor es aprender a ver qué cosas positivas tenemos. Lo importante es ganar confianza de nuevo y esto no se hace de la noche a la mañana. Para ello busca entre tus cualidades, ensalza aquello que mejor sabes hacer, pregunta y rodéate de aquellas personas que realmente aprecian tu trayectoria laboral, de igual modo que puede aplicarse en el ámbito personal. No nos referimos a los halagos sino a aquellas personas que siempre nos van a decir a verdad.

Un poco de optimismo

Además, debemos aprender a ver el vaso medio lleno en vez de medio vacío. Necesitamos motivación, ver qué objetivos tenemos de ahora en adelante, planificar, enumerar qué podemos hacer para superar ello y establecer metas. Recordar siempre lo positivo es algo favorable.

Ayuda del psicólogo

Si hemos probado muchas tácticas y seguimos con miedo al fracaso, entonces necesitaremos la ayuda de un psicólogo que nos guía en nuestras metas para encauzar nuestro fracaso de la mejor manera.

 

Temas

Lo último en Salud