Higiene

¿Cómo limpiarnos los oídos de forma eficaz y segura?

¿Cómo limpiarnos los oídos de forma eficaz y segura?
¿Cómo limpiarnos los oídos de forma eficaz y segura?

Quitar la cera de los oídos no es algo tan fácil como nos parece. No debe entrar agua en la oreja, ni tampoco podemos introducirnos nada por miedo a hacernos daño. Entonces, ¿cómo limpiarnos los oídos de forma eficaz y segura? os contamos cómo hacerlo así como algunos consejos para prevenir enfermedades de esta zona.

Los oídos son una parte de nuestro cuerpo algo frágil que puede dañarse con facilidad si introducimos bastoncillos, papeles, o bien cualquier otra cosa que nos parezca para poder limpiarlos bien. Por esto es importante destacar que no todo vale y que debemos tener especial cuidado provocar, de forma fácil, daños que hasta pueden ser irreversibles en el tímpano.

La cera suele eliminarse de forma natural, desplazándose por el conducto auditivo hasta el exterior. Pero, la Sociedad Española de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello (SEORL-CCC) explica que esto a veces falla y la cera se acumula, originando los llamados tapones de cera, que es una obstrucción que puede ser parcial o total y que suele suponer una pérdida de audición, perjudicando sobre todo a personas que ya sufren hipoacusia.

¿Qué impiden expulsar correctamente la cera?

Puede ser por varios factores. Por ejemplo por muchos pelos en el canal auditivo, algunas enfermedades dermatológicas, el uso de audífonos o cuando nos limpiamos de manera excesiva los oídos con bastoncillos de algodón

¿Por qué no usar bastoncillos de algodón y otros materiales para quitar el cerumen?

SEORL explica que los bastoncillos empujan el cerumen contra el tímpano y favorecen su acumulación. Esto provoca el efecto contrario al pretendido y aumenta el riesgo de que el tapón se endurezca y vaya a peor. Además de correr el riesgo de generar lesiones en el conducto auditivo externo o incluso lesiones en la membrana timpánica.

Consejos para limpiar correctamente la oreja

Para limpiarnos los oídos de forma eficaz y segura a veces basta con ducharnos como hacemos normalmente y luego secar el oído con una toalla, pero no hay que aplicar jabón ni agua dentro del oído porque esto provoca otitis y otros problemas destacados.

Es decir, sirve mojarse el oído en la ducha y limpiar la zona más externa del pabellón auricular con una gasa o toalla fina, pero no lo debemos introducir por el canal. Se limpiar la zona con el dedo índice, de forma superficial sin hacernos daño ni forzando nada.

Medicamentos

Deben estar recomendados por el médico si tenemos problemas para acabar con el exceso de cera, pues hay orejas con conductos realmente estrechos y es mucho más complicado que se vaya.

La función de tales medicamentos se basa en suavizar la cera acumulada en el oído externo para que esta salga al exterior, luego se retira con cuidado y suavidad con una toalla o gasa.

Gotas de aceite

De igual forma debe ser algo recomendado por nuestro médico porque no podemos experimentar en casa nosotros mismos con diversos remedios. En este caso, las gotas de aceite se introducen en las orejas mientras nos inclinamos  y luego nos volvemos a inclinar para que la cera salga.

¿Qué hacer cuando tenemos tapones en los oídos?

La Sociedad Española de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello explica cuáles son los diferentes tratamientos existentes cuando tenemos tapones de oídos. Sebe ser un profesional sanitario el que realice la extracción de la cera, para evitar posibles daños en el conducto auditivo. Así es la manera de limpiarnos los oídos de forma eficaz.

El método más habitual es el lavado por irrigación. Éste consiste en utilizar una jeringa con agua para introducir abundante líquido en el oído con el fin de extraer el tapón. Sin embargo, este procedimiento está contraindicado para personas que han sido intervenidas del oído o con sospecha de perforaciones en el tímpano.

¿Cómo limpiarnos los oídos de forma eficaz y segura?

Otra forma de eliminar los tapones de cera es la succión mediante un instrumento aspirativo o la extracción manual usando pinzas. Con cualquiera de las técnicas empleadas, es recomendable reblandecer previamente el tapón de cera con la aplicación de gotas de agua oxigenada o ceruminolíticos varios días antes de la extracción.

¿Cómo sabemos que tenemos un tapón?

Desde la Clínica Dr. Mielgo dan a conocer que estos taponamientos de oído son más comunes en verano porque la cera acumulada en el oído absorbe agua y se hincha provocando la formación de un tapón.

Se suele producir una pérdida repentina de audición y esto quiere decir que hay un tapón en el oído. Una vez se quita el tapón la audición suele recuperarse. Puede producirse en un oído o bien en ambos siendo una sensación algo desagradable en general.

En todo caso, debe quedar claro que no podemos introducirnos nada en el oído porque estamos haciendo el efecto contrario y no sacaremos la cera de ninguna de las maneras. Cuando hay un tapón, hay que ir al médico, y las maneras de limpiarse el oído son normales en la ducha con suavidad pero sin introducir nada ni hacer fuerza.

 

 

Lo último en Salud

Últimas noticias