Cachorros

5 claves para alimentar a tu cachorro

Si acabas de adoptar a un perro que ha nacido hace poco, puede que te plantees cómo alimentar a tu cachorro. Aquí te dejamos algunos consejos prácticos.

Alimentación de un cachorro
Consejos para alimentar a tu cachorro

Son varias las consideraciones a tener en cuenta al alimentar a tu cachorro. Al igual que prácticamente la totalidad de los integrantes del reino animal, los primeros días en la vida de un perro son clave. Es una etapa que condicionará todo lo que habrá de ocurrir después. Y una buena alimentación es clave para que las mascotas crezcan sanas y fuertes; sin problemas de salud en el presente, ni en el futuro.

Tratándose de mamíferos, lo primero que necesita un can recién llegado al mundo es tomar leche materna. La recomendación general es que, salvo casos extraordinarios, durante los dos primeros meses este sea el único alimento. Una fórmula que además de todos los nutrientes necesarios, proporciona los anticuerpos esenciales que protegerán al animal de muchos patógenos

Piensos de acuerdo a su edad 

Superados los primeros 60 días, se empiezan a introducir las primeras comidas sólidas a los cachorros. Estos pueden ser piensos secos o húmedos. Los segundos son los recomendados por muchos especialistas para que las mascotas aprendan a masticar. Alimentación de cachorro

La mayoría de las marcas tienen presentaciones dedicadas a ejemplares de dos a seis meses de edad. A partir del medio año de vida, se pasa a una fórmula más avanzada. En todos los casos, son productos que satisfacen la alta demanda de nutrientes de los canes en edades ‘infantiles’ y ‘juveniles’.

Por otra parte, alimentar a tu cachorro con pienso para perros adultos es una mala idea. Estos productos contienen menos proteínas y minerales en comparación que las presentaciones dedicadas a perros menores de un año. Lo que puede dar como resultado ejemplares desnutridos.

¿De qué tamaño será el can?

Muchos dueños de perros, sobre todo los inexpertos o primerizos, se sorprenden al descubrir en el mercado líneas de productos para perros de razas pequeñas y otras dedicadas a ejemplares de gran tamaño. Y este no es un asunto menor. La elección del alimento debe obligatoriamente atender a esta variable.

Los alimentos para cachorros de razas grandes tienen menos nutrientes. Entre otras cosas, porque se procura que estos alcancen su madurez en el momento que corresponde y no antes. Una situación que se debe evitar para reducir los riesgos de que desarrollen problemas óseos. Es el caso de la displasia de cadera.

Al alimentar a tu cachorro nunca le des comida de tu plato

La comida de la que comen los dueños no es la mejor opción para un cachorro. Tampoco para perros adultos. Entre otras cosas, porque los canes tienen prohibido ingerir ingredientes como cebolla, ajo o sal.

Por último, no puedes olvidar el recipiente con agua fresca. Para la buena salud de tu mascota, la correcta hidratación es tan necesaria como elegir el mejor pienso del mercado.

Lo último en Mascotas

Últimas noticias