El perito José Jiménez: «La Guardia Civil ha salvado vidas al detener a los CDR que fabricaban explosivos»

El perito judicial en criminalística forense José Jiménez se muestra convencido de que la detención de los siete CDR, que ya contaban con los componentes fundamentales para fabricar explosivos, ha permitido salvar numerosas vidas.

"La Guardia Civil ha actuado preventivamente", afirma Jiménez, "porque no se puede arriesgar a que alguien cometa un atentado. No olvidemos que dos de los detenidos han confesado, han reconocido que ya habían realizado pruebas con los explosivos" en una cantera, como adelantó OKDIARIO.

Pero además, añade, "hay pinchazos telefónicos, tenían manuales para fabricar explosivos y planos de casas cuartel. ¿Es que ya no nos acordamos de los atentados? Terra Lliure murió, ETA está desactivada, el IRA desapareció. ¿Dos millones de independentistas pueden aprobar este tipo de violencia extrema?"

Un atentado como el de Irene Villa

Aunque desconocemos las cantidades intervenidas, ¿las sustancias que poseían los CDR les habrían permitido cometer un gran atentado como los perpetrados por ETA? José Jiménez se muestra rotundo en su respuesta: "¿Qué es un gran atentado, cuando se quita una sola vida?"

"Un petardo de pólvora negra, que va a 400 metros por segundo, a menudo causa daños personales", explica, "pues imagine 300 o 500 gramos de amonal. Eso es una bomba lapa como las utilizadas por ETA para volar un coche. Como la utilizada en el atentado contra Irene Villa. Los CDR tenían la cantidad suficiente para volar varios coches".

El perito forense desmiente rotundamente la tesis esgrimida por la CUP, según la cual los CDR detenidos sólo tenían "material pirotécnico" para utilizarlo en las fiestas patronales. El nitrato amónico que poseían los detenidos, recuerda Jiménez, "no es una pólvora, es un explosivo rompedor que va a 4.000 metros por segundo".

"¿Vamos a tener otro Santi Potros?"

"La gente no fabrica fuegos artificiales en su casa, ni los puede almacenar, para eso están las pirotecnias", añade el perito forense, "yo tengo recarga de cartuchería, y la tiene que autorizar la Dirección General de la Guardia Civil. Tengo una cartilla de artillero artificiero y he colaborado con los Tedax de la Guardia Civil en Valdemoro, también con los Mossos en Barcelona. Pero yo no puedo manipular explosivos, sólo puede hacerlo el Ejército o los Tedax".

José Jiménez considera que es necesario "llegar hasta el final para conocer hasta dónde llega esta trama. El Gobierno tendrá que escuchar a la Guardia Civil y a los servicios secretos, porque esto hay que pararlo".

A su juicio, estamos ante las pruebas evidentes de que los detenidos se disponían a fabricar explosivos para utilizarlos en atentados terroristas: "¿Nos vamos a permitir tener a otro Santi Potros? Los agentes de la Guardia Civil y sus familias están sufriendo en las casas cuartel las consecuencias. No las sufren los ministros ni los políticos, sino quienes están en la calle".

Lo último en Investigación

Últimas noticias