Romero a Sayn-Wittgenstein: “Vamos a planear algo juntas en Marruecos en julio con Mister A. [El Rey]”

Corinna Sayn-Wittgenstein y el Rey Juan Carlos I.
Corinna Sayn-Wittgenstein y el Rey Juan Carlos I.
Comentar

Romero confiesa a Corinna que "el pequeño Casimiro" es quien la despidió de El Mundo

Romero le contaba Corinna lo que escribían otros redactores del periódico contra ella

El 24 de junio, a la 11 de la noche, la periodista le remite a Corinna el último email del día. Un poco tarde para el horario británico, pero esa es otra de las características de los correos de Romero: cualquier hora es buena para contactar con la princesa. La reportera sigue en su obsesión con el general-director de los servicios secretos:

“Querida C. Acabo de llegar a casa de la Embajada de Estados Unidos… En un encuentro con el Troll sigue preocupado por Chica [Corinna]. Mañana es el último día de mis hijas en el colegio. Luego Gerona. Luego Chiclana Vamos a planear algo juntas Marruecos en julio con Míster A. Vamos a hacerlo- Besos Rubia [en español]”.

Romero a Sayn-Wittgenstein: “Vamos a planear algo juntas en Marruecos en julio con Mister A. [El Rey]”

Cuando habla de “Míster A” Romero se refiere a Don Juan Carlos, a quien también en otros correos identifica como “Míster K”. La periodista en muchos de sus correos da a entender que las relaciones entre Don Juan Carlos y Corinna siguen abiertas cuando la Casa del Rey y el CNI mantenían que había sido expulsada de la vida de Su Majestad.

El 3 de junio de 2014, le comunica a Corinna que la han despedido de El Mundo: “Nunca pensé que pagaría tan alto precio por meter un párrafo de tus fuentes en la edición especial de ayer publicada a las cuatro de la tarde. Mas tarde sobre las 8 tuve el encuentro más humillante con el sucesor de PJ El pequeño Casimiro. El me ha despedido”.

Corinna

En ese párrafo sobre el anuncio de la abdicación del Rey Juan Carlos, la periodista calificaba a Corinna como “amiga íntima” del Rey e “introductora internacional de capital”.

Días después, Romero seguía realizando sus funciones de agente de prensa de la princesa en España: “Corinna: una compañera del periódico, la mejor amiga de Casimiro, ha escrito sobre ti ‘Corinna Larsen esa mujer diabólica‘, con la que viajó a Bostwuana “ha desparecido” hace más de un año. No te parece muy sofisticado. Ellos han sacado esta gran pieza dictada por el de siempre Me pone enferma”.

En un correo anterior de abril de 2013, Romero chantajeaba emocionalmente a Corinna. Le recriminaba que desde la publicación de su historia, la Casa Real, sus compañeros del periódico, su actual novio, e incluso su ex marido, el diplomático británico Edward, le habían dado la espalda. Y le recriminaba: “Parece que todo empezó contigo”.

Últimas noticias