Escándalo en Podemos

El tesorero de Podemos se mofa del juez: burló la licitación de las obras para evitar la ‘okupación’ de la sede

El tesorero de Podemos ha reconocido al juez que contrataron a dos empresas para reformar la nueva sede sin que el proceso de licitación estuviera cerrado

  • Teresa Gómez y Raquel Tejero

Daniel de Frutos, responsable de Finanzas de Podemos, ha declarado este viernes como imputado en la causa en la que se investiga al partido de Pablo Iglesias por financiación ilegal, fraude electoral y falsedad documental. El juez Juan José Escalonilla le ha preguntado por dos asuntos: los contratos con la chavista Neurona y las obras de reforma de la nueva sede. Sobre esto último el tesorero ha reconocido que se burló la licitación de las obras para evitar la ‘okupación’ de la sede. «Se contrató a una empresa de seguridad porque hubo varios intentos de entrar», ha asegurado en su declaración.

El instructor le ha preguntado: «¿Las obras empezaron el 20 de mayo como dice el denunciante (José Manuel Calvente) o se esperó a la licitación para comenzar las obras?» El tesorero de Podemos se ha visto obligado a reconocer que se burló la licitación de las obras: «Sí, sobre esa fecha o antes».

De Frutos, algo confuso, ha comenzado explicando por qué contrataron a estas empresas antes de tiempo. Ha esgrimido que se trataba de un edificio de la empresa Transhotel que había tenido más de 350 empleado y, por tanto, «aquello estaba lleno de puestos de trabajo, archivadores y enseres varios». Y ha asegurado que «hubo un derrumbe en el edificio que nos lo notificó el local de al lado, un gimnasio. Entonces, el inmueble estaba en un estado de servidumbre y tuvimos que realizar trabajos relativos a limpiar y retirar todo el inmobiliario».

En la primavera de 2019 OKDIARIO pilló in fraganti a los obreros remodelando la sede sin que el proceso de licitación estuviera cerrado. Éste tenía como fecha límite el 30 de mayo, según publicó Podemos en su página web, y las obras habían comenzado semanas antes.

Evitar okupaciones

Del mismo modo, el tesorero podemita ha asegurado en sede judicial que en esas fechas también se contrató a otra empresa, especializada en Seguridad, para evitar la okupación de la sede porque «hubo varios intentos de entrar», explicó.

Imputación 

El tesorero Daniel de Frutos fue imputado por el juez Juan José Escalonilla el pasado 11 de agosto junto a otros miembros de Podemos por un presunto delito de financiación irregular, fraude electoral y falsedad en documento mercantil. El titular del Juzgado de Instrucción número 42 también imputó al partido morado como persona jurídica.

Esta causa se abrió a raíz de una denuncia presentada por el ex coordinador jurídico de Podemos, José Manuel Calvente, que detectó irregularidades en el seno del partido y fue expulsado por investigarlas.

En la denuncia, a la que tuvo acceso OKDIARIO, el abogado purgado denunció unos presuntos contratos ficticios realizados con la consultora chavista Neurona Consulting a la que pagaron 368.000 euros de las cuentas electorales de la formación morada. En el escrito Calvente señalaba: «Daniel de Frutos es el encargado de la gestión y contabilidad última de los fondos electorales y de las subvenciones públicas recibidas por el partido, desde su puesto de administrador general de Podemos en las diferentes coaliciones, ha utilizado siempre contabilidades separadas y la máxima opacidad interna de las facturas pagadas por el partido».

De Frutos, según declaró el denunciante, era el hombre de confianza de Juan Manuel del Olmo – secretario de Comunicación de Podemos y hombre de confianza de Pablo Iglesias– que también está imputado en esta causa judicial.

Casoplón de Iglesias

El tesorero tiene una estrecha relación con Pablo Iglesias e Irene Montero. De hecho, apareció en la firma de la hipoteca del ya famoso casoplón de los líderes podemitas en Galapagar.

Las imágenes de Pablo Iglesias e Irene Montero saliendo de la notaría tras la compra de su casoplón de Galapagar —instantáneas publicadas en exclusiva por LOOK de OKDIARIO— sitúan en la escena a una figura que cobra especial transcendencia por el cargo que ocupa en Podemos: se trata de su tesorero. «¿Qué hacía el encargado de las finanzas del partido morado participando en una operación privada y personal de una pareja de compradores particulares?», se preguntan fuentes consultadas por OKDIARIO.

De Frutos aparece en las imágenes acompañando en todo momento a Iglesias y Montero en aquellas primeras horas de la tarde del 9 de mayo de 2018. El tesorero de Podemos estuvo junto a ellos tanto en la notaría del vecino municipio de Torrelodones como en la puerta del chalé cuyas escrituras acababan de firmar. El inmueble de 268 metros cuadrados construidos, dentro de una parcela de más de 2.000 con piscina, garaje y casita para invitados, está ubicado en una acomodada zona de Galapagar, en la sierra madrileña.

Pero además, Calvente denunció que el tesorero fue «el encargado de apartar al equipo legal del partido del asesoramiento legal y de la gestión contractual de la compra del inmueble de Pablo en Galapagar, a pesar de que el equipo legal había participado en la supervisión jurídica de todas las anteriores opciones de compra de inmueble, pero por alguna razón, se descartó su participación en la compra de la casa actual de Iglesias y su pareja Irene Montero.»

Lo último en España

Últimas noticias