Investidura Pedro Sánchez

Sánchez da portazo a Arrimadas: hoy no atenderá su llamada para un Gobierno «constitucionalista»

El gabinete de Pedro Sánchez comunica a Inés Arrimadas que el líder del PSOE no atenderá su llamada para abordar un acuerdo que no dependa de ERC

Inés Arrimadas
Pedro Sánchez e Inés Arrimadas.

Pedro Sánchez no atenderá este miércoles ninguna llamada de Inés Arrimadas. Así se lo han hecho saber desde el gabinete del presidente en funciones a la portavoz de Ciudadanos en el Congreso, después de que ésta trasladase su intención de plantear al socialista un gobierno «constitucionalista, moderado y sensato» con apoyo de PSOE, PP y Ciudadanos.

La dirigente naranja se ha encontrado así con el portazo inicial del líder socialista a su interés porque la investidura no quede en manos del separatismo.

Según fuentes de Ciudadanos, el gabinete de Sánchez le ha trasladado directamente que este miércoles el presidente en funciones no atendería la llamada, y ha emplazado a hacerlo en los próximos días, aunque sin concretar fecha alguna. 

Arrimadas comunicó este miércoles al Rey que va a hacer «todo lo que esté en su mano» para que la investidura sera posible a través de la «vía 221». Esto es, los escaños de PSOE, PP, Navarra Suma y su partido.

Consideró que el «gran acuerdo constitucionalista»es la «única vía» que daría «estabilidad» y traería «moderación» al Ejecutivo de España frente al «gobierno del insomnio que, según Sánchez, no dejaría dormir al 95% de los españoles».

«Voy a hacer todo lo que esté en mi mano para que Sánchez rectifique, para que cierre la puerta a los populistas y a los nacionalistas y para que se la abra al gran pacto constitucionalista», afirmó, en rueda de prensa en el Congreso, tras participar en la ronda de consultas en Zarzuela.

Los movimientos de Arrimadas para frenar un acuerdo del PSOE con ERC son constantes desde hace días. La pasada semana ya envió  una carta a Sánchez en la que le pedía marcha atrás a su pacto «con comunistas y separatistas» y, en su lugar, optase por una «amplia mayoría de 221 escaños».

En la misiva, Arrimadas avisaba a Sánchez de la «enorme preocupación» de «millones de españoles» por ver «cómo su partido negocia con Podemos una coalición de gobierno que hace indispensable el apoyo de partidos nacionalistas».

«Contemplamos con estupor cómo se incluye en esa negociación a formaciones cuyos líderes acaban de ser condenados por sedición y malversación y que siguen desafiando la legalidad y quebrantando los derechos de millones de catalanes”, indicaba la dirigente naranja.

Según explicaba en la carta, la mayoría “constitucionalista servirá para impulsar grandes acuerdos de Estado que blinden nuestra democracia frente a quienes pretenden acabar con ella, protejan a las familias de políticas populistas ante los nubarrones que se ciernes sobre la economía y permitan superar el largo bloqueo institucional”.

 

Lo último en España

Últimas noticias