Economía

La mitad de los supermercados españoles disparará sus ventas más de un 10% en 2020

Los supermercados se perfilan como unos de los grandes beneficiados de la situación pandémica y las restricciones a la movilidad y al ocio este año. Han podido subir sus ventas más de un 10% en la mitad de los casos gracias al aumento de la afluencia y la subida de los precios.

Los supermercados se han visto muy beneficiados por la pandemia. En la imagen, Mercadona
Los supermercados se han visto muy beneficiados por la pandemia. En la imagen, Mercadona
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

Ya se veía desde el principio de la pandemia, pero se confirma casi a final de año que los supermercados van a ser uno de los sectores más beneficiados por la situación sanitaria provocada por el coronavirus sars cov 2 y su enfermedad asociada, el covid-19. La mitad de las empresas de supermercados, desde las grandes hasta medianas y pequeñas, cerrará el año 2020 disparando sus ventas más de un 10%.

Así lo asegura la patronal Aecoc después de haber realizado un estudio en el que ha preguntado a las compañías españolas de este sector, representantes de hasta el 70% de la cuota de mercado. Han participado «todos los retailers nacionales», según Aecoc, siendo los más importantes Mercadona y Eroski y también otros importantes como DIA, Carrefour, Lidl, Aldi o Auchan, que tienen capital extranjero. De igual modo también han participado los supermercados regionales, muy importantes en el mercado español.

En el informe realizado llamado «La visión de las empresas de gran consumo» se han obtenido 23 respuestas de cadenas de distribución alimentaria. De ellas, un 47,8% dice que va a facturar más de un 10% más a final de este año, casi la mitad. Otro 30,4% asegura que aumentará su facturación entre el 6% y el 10%, por lo que prácticamente cuatro de cada cinco grupos de distribución alimentaria venderá más de un 6% y con un tope hacia arriba que se desconoce pero que en muchos casos puede llegar holgadamente al 20%, si tenemos en cuenta cómo está yendo el aumento de las ventas de los grupos cotizados como DIA o Carrefour, los únicos que hasta la fecha dan datos al mercado de su evolución .

Por la parte negativa, menos de un 10% de las entidades, lo que supone apenas 2 ó 3, manifiesta que facturará lo mismos o que facturará menos.

Motivos de este crecimiento

Esta situación extraordinaria para los intereses de los distribuidores se produce por la combinación de dos factores.

Por un lado, el aumento de la afluencia a las tiendas, que se produce debido a que el resto de actividades tradicionales de ocio fuera del hogar -hostelería, ocio nocturno, pero también viajes, ferias o eventos- se han restringido o directamente eliminado. Al disminuir las oportunidades de consumo fuera del hogar, aumenta el consumo dentro del hogar y por tanto la afluencia a las tiendas y la compra online.

Por otro lado, y relacionado con el primero, los supermercados están aprovechando la situación para aumentar los precios teniendo en cuenta que se han convertido en una de las pocas alternativas de consumo que se permiten actualmente.

Según un estudio de la Organización de Consumidores y Usuario (OCU) publicado a finales de octubre, los supermercados han subido los precios para esas fechas un 2,8% de media.

También la industria

La otra pata del sector de gran consumo es la industria, tanto alimentaria como de droguería, belleza y otros productos. El crecimiento aquí también va a ser espectacular y de las 80 industrias que han respondido al estudio de Aecoc, un 25% facturará más de un 10% más. Es menos que en los ‘retailers’, pero aún así el número es impresionante. Si se tiene en cuenta todas las respuestas, un 64% de los fabricantes venderá más este año y un 38% crecerá por encima del 6%, lo cual son cifras difícilmente repetibles en mercados maduros como es el español.

Con esta evolución, el 87% de los supermercados e hipermercados ha vendido por encima de lo que tenía previsto, mientras que un 55% de la industria ha vendido más de lo previsto.

Para 2021, más crecimiento

La pandemia no se ha ido, la tercera ola de contagios es una posibilidad. El año 2020 será recordado como el del gran encierro pero el principio de 2021 continuará muy parecido. En este entorno, la mitad de las cadenas de supermercados esperan que van a vender más que en 2020 mientras que siete de cada diez fabricantes proyectan un año con crecimiento.

Al igual que están haciendo las grandes casas de análisis y bancos de inversión, los directivos de las cadenas de supermercados esperan que se retomará «cierta normalidad» a partir de junio con las vacunas como vector del cambio. Por otra parte, un 39% cree que la normalidad volverá a partir de 2022, lo cual es más positivo para su negocio, un negocio que al igual que la tecnología o las empresas de redes -por ejemplo de datos-, funciona mejor cuanto más recluida está la gente en sus casas.

Más ventas online

Con respecto a las ventas online, no hay duda de que la pandemia ha supuesto un cambio de paradigma, también, aunque menos, en el sector de la alimentación. Cuatro de cada cinco retailers creen que la cuota de ventas online del sector se situará entre un 3% y un 5% en 2021.

Puede parecer poca cosa, pero es mucho más si tenemos en cuenta que durante el último lustro, las ventas online crecían muy lentamente en  alimentación y se situaban de forma perenne muy poco por encima del 1% desde el año 2015. Esto quiere decir que la cuota de ventas por internet puede llegar a multiplicarse por cuatro o cinco en apenas 24 meses.

Lo último en Economía

Últimas noticias