Telecomunicaciones

Las marcas más ‘low cost’ captan ya el 50% de las nuevas altas de telefonía en España

Pantallas de los teléfonos
La competencia es cada vez mayor en telefonía en España.

La evolución en España en los últimos años de Vodafone y MásMóvil ejemplifica bien cómo se está transformando un mercado en el que se ha consolidado una brecha entre clientes que demandan ofertas 'premium' y quienes sólo quieren un servicio básico de telefonía e internet.

La fragmentación del mercado de telefonía e internet está convulsionando el sector de las telecomunicaciones en un momento en el que las compañías se preparan para acometer una costosa inversión en el despliegue del 5G. El crecimiento de las marcas ‘low cost’ y ‘medium cost’ en el mercado español se ha disparado en los últimos 12 meses hasta acaparar el 50% de las nuevas altas. Las dos caras de la moneda de esta tendencia las protagonizan MásMóvil y Vodafone.

Mientras que el grupo amarillo ha duplicado su presencia en los hogares en los últimos dos años y ya ofrece fibra a 15,2 millones de viviendas en España, la filial española del operador británico se ha visto obligada a reestructurar su modelo de negocio en este país con decisiones drásticas. Primero fue la renuncia a pujar por el costoso fútbol -una decisión con la que Vodafone ahorró unos 300 millones de euros- y ahora con el anuncio de que reducirá un 25% su plantilla en España.

Pese a que fuentes del sector reconocen que el mercado de alto valor se comportó de manera resistente en los años de la crisis en los que los hogares invertían en pagar por servicios -como la televisión- por el auge del ocio en casa, ahora se está consolidando un cambio de demanda en el que el protagonismo lo están adquiriendo las marcas que ofrecen precios medios o baratos.

Clientes que pagan menos de 45 euros

Según cálculos ofrecidos por algunos operadores a este diario, el mercado de alto valor en España -esto es, el que representa el cliente que está dispuesto a pagar más de 50 euros por su factura de telecomunicaciones- representa todavía el 50% de las nuevas altas. Pero los datos de portabilidad y nuevas altas alertan de que ese porcentaje de las ofertas ‘premium’ en la captación de nuevos clientes podría reducirse ante el éxito de ofertas más económicas. Y es que cada vez son más los usuarios que se decantan por contratar tarifas inferiores a 45 euros.

Por marcas, Telefónica estaría posicionada dentro de este mercado más económico con Tuenti y O2, Vodafone con Lowi o Mi Vodafone y Orange con Amena o Simyo, entre otras. Mientras, prácticamente toda la oferta de MásMóvil se enmarcaría en este segmento de clientes ‘medium’ y ‘low cost’.

Los últimos datos de la CNMC sobre portabilidad confirman la cruda competencia que se vive en el mercado español de las telecomunicaciones. Tal es así que la portabilidad alcanzó un récord histórico en octubre tanto en líneas fijas, como en móviles. En total, se portaron un total de 707.710 números de teléfono móvil (un 15,6% más que un año antes) y otros 237.147 números fijos (otro 15,8% más).

 

 

Últimas noticias