Sicavs

La amenaza fiscal del Ejecutivo y Podemos hace desaparecer el interés por crear nuevas Sicavs

dinero
Dinero

En el año 2015 en nuestro país operaban 3.372 Sicavs, hoy España cuenta con 2.755

Las Sociedades de Inversión de Capital Variable, las Sicavs son el foco de todas las miradas. Las malas miradas. La izquierda las utiliza como arma, sobre todo cuando se acerca el periodo electoral, para decir de ellas que las grandes fortunas (o los ricos) las utilizan para pagar menos impuestos.

Por eso no es de extrañar que la reforma de la regulación de las Sicavs haya sido uno de los puntos de encuentro en el pacto de Presupuestos para 2019 sellado entre el Ejecutivo y el líder de la formación morada, Pablo Iglesias. Hacienda trabaja para que éstas vuelvan a estar bajo el paraguas de la Agencia Tributaria y controlar si cumplen con los requisitos para tributar a un tipo reducido del 1% en el Impuesto sobre Sociedades.

El pasado mes de octubre la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, confirmó que estaban “viendo la posibilidad de meter mayores controles, mayores mecanismos de regulación al objeto de que (las Sicav) se destinen a aquello para lo que han sido diseñadas y no para ocultar rentas o ser opacas al fisco”.

Cada año las Sicavs van desapareciendo del mercado español. Algunas cierran, otras se trasladan a países como Luxemburgo ahuyentadas por los cambios fiscales. En el año 2015 en nuestro país operaban 3.372 Sicavs. Hoy España cuenta con 2.755 Sociedades de Inversión de Capital Variable.

La amenaza fiscal del Ejecutivo y Podemos hace desaparecer el interés por crear nuevas Sicavs
Gráfico evolución de las Sicav en España desde el año 2008.

Uno de los mayores ejemplos de esta fuga radica en Navarra en el año 2015. Este fue el que Podemos irrumpió en el escenario político español. En el año 2015 el gobierno de Navarra, configurado por Geroa Bai, Izquierda Unida y Podemos, dio luz verde a un cambio tributario impulsado precisamente por la formación morada. Esta modificación las obligaba a pagar más impuestos. Como consecuencia, las ocho Sicavs dadas de alta cuyo patrimonio sumaba 90 millones de euros huyeron de la Comunidad Foral. Actualmente no queda ninguna en Navarra.

Temas

Lo último en Economía