Adolescentes

Así es como debes enseñar a ponerse un tampón a tu hija adolescente

poner tampón hija
Descubre cómo le puedes explicar a tu hija cómo ponerse un tampón

La primera menstruación es algo que puede sorprender e incluso asustar, a las niñas cuando llega. Con una buena explicación de por qué se produce, y también con la tranquilidad que le pueda transmitir mamá, la niña entenderá que es algo normal en la pubertad y aunque puede que al principio le sea más cómodo el uso de compresas, quizás sea buena idea que sepa también usar tampones de manera que a la larga pueda decidir qué usar. Algo que en definitiva, acabará eligiendo en función de lo que le parezca más cómodo llevar. Así es cómo debes enseñar a ponerse un tampón a tu hija adolescente.

Cómo enseñar a poner un tampón a tu hija

Una de las cosas que más preocupan a las niñas cuando entran en la fase de la pubertad, es la llegada de la menstruación y en concreto, cosas cómo el hecho de no saber cómo ponerse un tampón. Algo que es muy sencillo y que las madres o la persona a cargo de la adolescente deben explicar de forma clara y práctica.

Pensemos que una niña, o adolescente, sin experiencia no tiene idea de qué tan profundo insertar un tampón y, en general, cómo insertarlo correctamente. Y de repente algo saldrá mal, o fallará, y no podrá sacarlo, o quizás piense que se va a hacer daño. Estas razones a veces impiden que las niñas usen este remedio.

Entonces, ¿cómo insertar un tampón correctamente? Para empezar, necesitas comprar tampones, que sean de buena calidad y a poder ser con aplicador ya que son más fáciles de usar. Por otro lado, tengamos en consideración que tampones pueden tener diferentes absorbencias. Puede ser menos absorbente o súper absorbente. Esta elección se hace dependiendo de cuán abundante sea la descarga.

Como insertar un tampón

Después de seleccionar los tampones deseados, debe aprender a introducirlos.

Le tenemos que explicar que es necesario ponerse en cuclillas o agacharse ligeramente, separar las piernas, tomar un tampón (tomado del pulgar y el dedo medio) con el lado redondeado hacia la vagina.

Si el tampón tiene un aplicador, entonces su mitad anterior se inserta en la vagina. Luego, el dedo índice debe presionarse sobre él; esto es un poco como el mecanismo de la jeringa. Se inserta el hisopo y se retira el aplicador, el hilo queda por fuera.

Y si no tiene aplicador, tenemos que explicarle que estos tampones se insertan con el extremo redondeado en la vagina y luego se empujan con el dedo hasta que se pare. En este caso, la niña debe sentir resistencia. Esto sirve como señal de que el tampón está apoyado contra el cuello uterino. Así que todo el proceso se hizo correctamente.

Si después de insertar un tampón, se siente molestia, entonces el tampón no se ha insertado inserta a la profundidad deseada. Debe colocarse sobre el hueso púbico.

El temor frente a los tampones

Una vez colocado o incluso antes, es posible que tu hija muestre su «miedo» a colocarse un tampón creyendo que se «perderá» o que quedará atascado. Pero debemos dejarles claro que eso no va a pasar. Cada tampón está equipado con un hilo, con el que se quita fácilmente, y en un caso extremo se puede alcanzar con los dedos.

Cuánto tiempo llevarlo

No olvides explicar también que el hisopo no debe estar en la vagina más de 4 a 6 horas, por lo que debe retirarse antes de que pase ese tiempo. Después de quitar el tampón, es necesario colocar uno nuevo, pero siempre se debe respetar la higiene.

Aprovecha los primeros días del periodo

Un consejo que os podemos dar para que tu hija se pueda poner bien el tampón es que aproveche y lo use en los primeros días del período, ya que esto les permitirá insertar el tampón en la vagina sin ningún problema. Si la chica no tiene un flujo abundante y poca lubricación, puede ser desagradable insertar un tampón y, como resultado, quizás ya no quiera usar tampones. Si tiene una velocidad de flujo baja, es mejor insertar un tapón menos absorbente para que no absorba completamente la poca lubricación que tiene.

Intenta que se relaje 

Algunas mujeres tienen muchos problemas al intentar colocar un tampón. Las primeras veces puede que la adolescente vea realmente complicado utilizar tampones, de modo que es mejor recomendarle que se relaje y que introduzca el tampón estando sentada o acostada. Pero no siempre va a tener esta opción porque a menudo va a tener que ponérselo en el baño. Por lo tanto, es mejor ponerse como ya hemos dicho en cuclillas o poner una pierna en el inodoro o en uno de los bordes de la bañera.

Ahora ya sabes cómo insertar un tampón correctamente y cómo explicárselo a tu hija adolescente. No es nada peligroso. Lo principal es elegir exactamente el adecuado y transmitir a tu hija calma.

Lo último en Bebés

Últimas noticias