Deseo sexual y lactancia

deseo sexual
FAlta de deseo sexual en la lactancia
Comentar

Uno de los aspectos que más preocupa a la mujer tras un parto es su recuperación. Y no solo nos referimos a lo que es su aspecto sino también a otras cuestiones tales como su vida íntima en pareja. Un aspecto este último que es realmente interesante y que ahora vamos a analizar un poco más en profundidad. Sí, a continuación, vamos a descubrir todos los aspectos más relevantes sobre la relación deseo sexual y lactancia.

Sigue leyendo y saldrás de dudas al respecto.

El deseo sexual durante la fase de lactancia

Lo primero que tienes que saber es que, por regla general, la mujer en el postparto y, concretamente, en la fase de lactancia ve como su libido baja de manera contundente. Vamos, que tiene que hacerle frente a un descenso notable de lo que es su deseo sexual.

Y eso puede generar problemas con su pareja si no llega a entender que hay unas causas muy claras que son las que provocan esas pocas o nulas ganas de mantener relaciones íntimas.

Causas de la falta de deseo sexual

deseo sexual
El cansancio es una de las causas más notables

En concreto, no solo hay una sino varias causas por las que la mujer durante la lactancia tiene un deseo sexual escaso, por no decir directamente ausencia del mismo. Nos estamos refiriendo a las siguientes:

    • Tanto en el postparto como en la lactancia si la fémina no siente apetito sexual es por un motivo claramente hormonal. Sí, porque tras dar a luz tiene que hacerle frente a un descenso notable de dos hormonas que juegan un papel fundamental en materia de libido y fertilidad. Nos estamos refiriendo a los estrógenos y a la progesterona.

    • De la misma manera, en relación a lo anterior, tenemos que destacar que, como consecuencia de la lactancia, su cuerpo empieza a segregar la hormona conocida como prolactina. Esta, que es clave en la producción de leche y que es estimulada mediante la succión del bebé, viene a frenar no solo la capacidad reproductiva sino el propio deseo sexual.

    • Afrontar un embarazo y un parto agota física y mentalmente. Por ese motivo, la fémina estará cansada y lo que menos le apetece es intimar.

    • Por supuesto, tampoco hay que pasar por alto que otro hecho que trae consigo que la mujer vea reducida su libido es que se encuentra preocupada por el cuidado de su hijo. Esto le sucede a todas las madres pero, de manera aún más acentuada, a las primerizas o a las que han tenido un pequeño con alguna complicación.

  • Ni que decir tiene que adaptarse a los horarios del bebé genera en la fémina un gran cansancio, ya que no podrá dormir del tirón porque tendrá que darle el pecho. Y precisamente esa falta de sueño también le llevará a que no cuente con deseo sexual.

  • En esta lista de causas también hay que incluir que a muchas mujeres les baja la libido porque no se encuentran a gusto con su cuerpo. Con eso a lo que nos referimos es a que aún no tienen la silueta anterior al embarazo y eso les lleva a considerar que no son atractivas.

Por supuesto, tampoco hay que pasar por alto otras situaciones que también influyen en esa falta de deseo o apetito sexual. Nos estamos refiriendo a que la cicatriz de la cesárea o los puntos de la episiotomía necesitan su tiempo, a que tiene que hacerle frente a los loquios, a que tiene que adaptarse a una nueva vida como madre…

¿Cuándo se recuperará?

deseo sexual
A los seis meses del parto, volverá el deseo sexual

Después de conocer todas las causas responsables de la falta de libido por parte de la mujer, es importante que su pareja tenga paciencia con ella. Es importante que no la presione ni le eche en cara la falta de relaciones sexuales porque puede agravar más la situación.

Tiene que ser una persona comprensiva y tener claro que a los seis meses de haber dado a luz, todo será más fácil. Con esto a lo que nos referimos es a que los niveles de progesterona y estrógenos vuelven a ser los normales y a que la prolactina desciende. Esto unido al hecho de que ya tiene más soltura como madre, a que se ha adaptado a los horarios del menor y a que han pasado sus primeros momentos de incertidumbre contribuirán a que el deseo sexual pueda volver a aparecer.

Es solo cuestión de tiempo.

Últimas noticias