Sexología

Tener sexo en el agua, ¿es beneficioso?

Si has pensado en esta práctica, debes conocer cuáles son sus beneficios. Pues puede ser algo muy relajante. Te lo contamos.
Tener sexo en el agua, ¿es beneficioso?

En verano solemos hacer muchas más prácticas algo distintas a otros meses del año. Por ejemplo, tener sexo en el agua es algo diferente y placentero.

En verano solemos hacer muchas más prácticas algo distintas a otros meses del año. Por ejemplo, tener sexo en el agua es algo diferente y placentero.

Si has pensado en esta práctica, debes conocer cuáles son sus beneficios. Pues puede ser algo muy relajante. Te lo contamos.

Fuera estrés

Cuando practicamos sexo, en general, liberamos una gran cantidad de hormonas. Y si lo hacemos en el agua, se unen dos prácticas realmente excitantes. Pues puede aliviar los síntomas del estrés de la pareja. ¡Pruébalo! Lo mejor es hacerlo durante la noche, verás qué experiencia.

Hacemos ejercicio

Con el sexo perdemos una importante cantidad de calorías. En este caso, además, en el agua parece que flotamos y casi no nos movemos. Pero no es cierto, la natación es uno de los deportes más completos que existen. De manera que con harás ejercicio, perderás alrededor de 500 calorías y de paso te adelgazarás.

Aumentará tu confianza

Probar cosas nuevas en el sexo tiene muchas ventajas. Por un lado, afianzamos esa confianza con nosotros mismos y también con nuestra pareja, y estimulamos las relaciones que creen.

Diferentes posturas

De igual manera que en otros lugares, practicar sexo en el agua permite realizar diversas posturas, muchas más que si se trata de una cama. El agua permite mayor facilidad gracias a lo flexibles que se vuelven los cuerpos.

Mayor relax

Tras un día de playa o piscina, observaos como el cuerpo está muy relajado. Con la práctica del sexo en el agua nos sentiremos mejor y también relajaremos los músculos, tanto si el agua está fría como si está caliente. Aconsejamos que no esté demasiado fría pues entonces puede costar que nos metamos en el agua y la experiencia ser mucho menos placentera.

Algunos consejos

En la playa. Es una buena experiencia, pero con el calor y la gente es mejor no dejar este tema a la improvisación. Recomendamos entonces que sea de noche y en un lugar muy poco frecuentado.

Resbalones. Tener cuidado con los resbalones, pues la poca luz y el agua pueden jugar malas pasadas.

Infecciones. Es mejor desestimar las piscinas públicas, no solamente están llenas de gente sino que uno puede sufrir una infección vaginal si no nos cuidamos en todos los sentidos.

 

Temas

Lo último en Salud