Dietas

En qué consiste y posibles contraindicaciones de la dieta de la limonada

Dieta de la limonada
la dieta de la limonada consiste en no ingerir ningún alimento, de modo que sólo se consume esta bebida.

La dieta de la limonada consiste en no ingerir ningún alimento, de modo que sólo se consume esta bebida. Se trata de un plan de alimentación muy estricto.

Actualmente, son muchas las personas que desean perder peso. Así, existen un gran número de dietas disponibles, cada una de las cuales responde a unas ciertas necesidades. Una de las más populares en la actualidad es la dieta de la limonada. Al parecer, el zumo de limón tiene grandes beneficios para la salud. Uno de los más destacados es que activa de forma notable el metabolismo, al tiempo que favorece la quema de grasa, e incluso elimina el mal aliento.

Son muchos los expertos que coinciden en que es recomendable tomar un vaso de agua con limón en ayunas. Ahora bien, cuando hablamos de dietas, todo es bastante cuestionable.

En concreto, la dieta de la limonada consiste en no ingerir ningún alimento, de modo que sólo se consume esta bebida. Se trata de un plan de alimentación muy estricto que se recomienda seguir durante un tiempo máximo de 20 días. Si se supera dicho periodo de tiempo, existe un alto riesgo de que surjan problemas de salud de carácter grave.

La limonada se prepara con dos cucharadas de zumo de limón recién exprimido, dos cucharadas de sirope de arce y un vaso de agua. Para que haga el mayor efecto posible, se recomienda tomar entre 10 y 12 vasos al día.

Son muchos los famosos que conocen esta dieta como la “limpieza master cleanse”. Fue Jared Leto quien confesó que gracias a la dieta de la limonada consiguió perder más de 30 kilos con el objetivo de conseguir el papel para una película. También otras celebrities como Naomi Campbell o Beyoncé han sucumbido a los beneficios de la limonada.

Peligros de la dieta de la limonada

La dieta de la limonada consiste en eliminar durante unos días el consumo de cualquier comida sólida, de modo que sólo se infiere la mezcla de agua con limón y jarabe de arce.

Los profesionales médicos indican que alimentarse sólo a base de líquidos puede dar lugar a diferentes trastornos de salud, algunos de ellos de carácter grave. Además, esta dieta aumenta el riesgo de sufrir un accidente cardiovascular.

La dieta de la limonada puede causar una serie de síntomas, siendo los indicios más relevantes los dolores de cabeza, las náuseas y vómitos, la fatiga, la deshidratación y los mareos. Además, no sólo se pierde grasa, sino también masa muscular. Por supuesto, el organismo tampoco recibe los nutrientes que necesita para funcionar de forma adecuada.

 

Temas

Últimas noticias