Manualidades

Cómo hacer unos pendientes con arcilla polimérica

Pasos para hacer unos pendientes con arcilla polimérica
Pendientes con arcilla polimérica

Estos pendientes con arcilla polimérica nos permitirán iniciarnos en el arte de hacernos nuestras propias joyas con un material muy fácil de trabajar.

Estos pendientes con arcilla polimérica nos permitirán iniciarnos en el arte de hacernos nuestras propias joyas con un material muy fácil de trabajar. La arcilla polimérica la podemos adquirir en cualquier tienda especializada, podemos darle la forma que queremos y al secarse obtendremos una pieza rígida y resistente. Este tipo de pendientes se pueden personalizar, son perfectos para realizar las mejores combinaciones posibles con nuestra ropa o resto de complementos. Atrévete a conseguir unas piezas increíbles en un tiempo récord y con tus propias manos, estos pendientes con arcilla polimérica están destinados a enamorarte.

Materiales para hacer unos pendientes con arcilla polimérica

  • Palillos
  • Rodillo
  • Espátulas
  • Cuchilla
  • Alicates
  • Lija
  • Materiales
  • Alambre o plata
  • Arcilla polimérica

Pasos para hacer unos pendientes con arcilla polimérica

  1. La arcilla polimérica tiene una forma de trabajarse similar a la arcilla convencional. Empezaremos este proyecto buscando la pieza del color que más nos guste, es mejor iniciarnos con un diseño de botón sencillo o un pendiente largo pequeño que intentar hacer una pequeña obra de arte el primer día.
  2. Ponemos unos palillos en la medida que queremos que quede la base de nuestros pendientes. Vamos a usar el rodillo para darle la forma que necesitamos, aplicamos presión y vamos dejando que el trozo de arcilla se vaya expandiendo hasta los palillos. El grosor debe ser el mismo.
  3. Haremos un segundo rollito y lo envolvemos con el primero. Nos quedará un rollo que será la base de estos pendientes. Con una cuchilla cortamos el rollo grande en trocitos, en su interior podremos comprobar como tiene los dos colores que hemos elegido.Cómo hacer unos pendientes con arcilla polimérica
  4. Esta base la podemos extender de nuevo con el rodillo para darle un aire mucho más natural, nos interesa que queden los colores mezclados. Podemos hacer otro rollo siguiendo el mismo sistema para que nos quede un interior más colorido, en este tipo de manualidades los gustos y las ganas de experimentar de cada uno es lo que marca la diferencia.
  5. Introducimos el alambre de plata en un extremo para que nos sirva de colgador al final de este proceso y horneamos la arcilla. Con la arcilla ya seca, rematamos el trabajo. Lijamos un poco la pieza para que quede más uniforme.
  6. Añadimos el gancho para colgar los pendientes y tendremos una pieza de arcilla polimérica lista para la acción. Solo nos quedará disfrutarlos, podemos hacernos un anillo o un colgante a juego si nos ha sobrado un poco de masa.

Empieza a trabajar la arcilla polimérica con una manualidad de lo más divertida y relajante, el resultado serán unos increíbles pendientes realmente bonitos.

Temas

Lo último en How To