Series

‘Vikings’: Esta teoría explica la trama de Floki y su futuro

'Vikings'
Floki en 'Vikings'

Los fans de 'Vikings' teorizan acerca de Floki

Si hay algo de la quinta temporada de ‘Vikings’ que definitivamente no ha convencido a los espectadores, ha sido la trama de Floki. Pese a que el personaje interpretado por Gustaf Skarsgård siempre ha sido uno de los favoritos, la audiencia parece haber perdido el interés por completo, algo que ha sido fomentado por el marco del mismo.

En cierto momento, sobre todo en las primeras temporadas, vimos cómo Floki crecía y evolucionaba de una manera sorprendente. Con tramas que sorprendían a los espectadores y que los confundían, pero que también los satisfacían. Algo que no ha ocurrido en esta quinta temporada y en su viaje a Islandia, donde pretendía encontrar a los dioses.

Para muchos, el personaje estaba condenado a la muerte, pero también hay quien piensa que este pilar de ‘Vikings’ va a llegar hasta el mismísimo final de la serie. Incluso después de haber visto cómo era sepultado en una cueva tras la erupción de un volcán en el último capítulo emitido. Y una teoría desarrollada por los fans lo explicaría todo.

'Vikings' - Floki

Aquellos que opinan que Floki va a sobrevivir a este derrumbe, después de seguir con atención su trama desde un comienzo y los diferentes acontecimientos que han tenido lugar a su alrededor, aseguran que la relación del personaje con la religión va mucho más allá de la fe, de la creencia o incluso del fanatismo.

¿Y si fuera un dios? A simple vista, puede parecer cuanto menos descabellada. Pero sabemos que en la cultura vikinga la religión tiene mucha importancia y en la serie también, por lo que sería un giro que cerraría a la perfección el camino de Floki. Y es una teoría que, además, han querido basar en hecho concretos, que va más allá de sus deseos.

Estos seguidores de ‘Vikings’ recuerdan momentos de la serie como aquel en el que Ragnar navega por primera vez hacia el Oeste, así como el comportamiento de Floki cuando su gran amigo se acerca al cristianismo. Parece más dolido y extrañado que el resto. En ocasiones, toma tan en serio su religión que la sitúa por encima de todo lo demás que forma parte de su vida, lo cual sería lógico si supiéramos que realmente es un dios.

Sus últimos pasos, ese viaje a Islandia, esa obsesión por asentarse allí y contactar con los dioses, así como las diferentes señales que recibe, pueden terminar de confirmar esta alocada teoría. Quizá en la sexta temporada salgamos definitivamente de dudas y, también quizá, Hirst consiga reconducir a este querido personaje para que se reconcilie con el público antes del final de ‘Vikings’.

Temas

Últimas noticias