El PSOE propone a Pilar Teso como presidenta del Supremo y del CGPJ y el PP lo ve bien

El Gobierno plantea el nombre de Pilar Teso como futura presidenta del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). Y el PP no ve con malos ojos la propuesta. No se trata de la primera vez que surge el nombre de Pilar Teso Gamella como aspirante a la Presidencia del Supremo y del CGPJ. Pero ahora lo propone el Gobierno y el PP no le hace ascos. Las negociaciones sobre la renovación del Consejo General del Poder Judicial se han bloqueado por el pacto entre el PSOE y Bildu para impulsar los Presupuestos Generales del Estado. Pero, pese a ello, algunos de los nombres clave fueron puestos encima de la mesa de forma previa. Y siguen estando en parrilla de salida. Y en la mesa de negociación.

Teso es magistrada del Tribunal Supremo desde 2008. Ingresó en la Carrera Judicial en 1985 y es especialista de lo Contencioso-Administrativo desde 1989. Ha ocupado destinos en los Juzgados de Parla (Madrid), Barcelona, Collado-Villalba (Madrid) y Madrid. Y tras ascender a magistrada ha ejercido en el Juzgado de lo Social número 2 de Cáceres (1988-1989), en la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (1989-1997), en el Gabinete Técnico del Tribunal Supremo (1997-2000) y en la Sala de lo Contencioso-Administrativo de la Audiencia Nacional (2000-2008) antes de su nombramiento como magistrada del Alto Tribunal.

No se trata del único nombre que puede entrar en ese nuevo Poder Judicial en caso de que el PSOE y el PP terminen de ponerse de acuerdo. Otros juristas como el juez Alejandro Abascal también forman parte de las negociaciones. En este caso, a propuesta del PP. Abascal se encuentra en estos momentos como juez de refuerzo del Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional, el de Manuel García Castellón.

Igualmente a vocal del Poder Judicial opta Gema Espinosa. El PP y algunos de los magistrados conservadores de mayor prestigio pusieron hace ya un año encima de la mesa la necesidad de mostrar apoyo a la juez Espinosa, esposa del también magistrado Pablo Llarena, de las continuas amenazas que ha recibido en Barcelona por parte del independentismo catalán y durante su etapa al frente de la Escuela Judicial. Para ello, abogan desde hace tiempo por incluirla en la renovación del CGPJ.

El magistrado del Supremo Pablo Llarena fue el responsable de la instrucción del sumario del golpe de Estado del 1-O. Esto convirtió su vida profesional y familiar en un infierno por el acoso y las amenazas del separatismo –llegando incluso a realizar pintadas en su domicilio estando su hijo dentro–, lo que obligó a asignarle escolta policial.

Primera mujer

Otro de los nombres encima de la mesa es el de José Antonio Montero Fernández, en el Supremo desde 2009. En 1988 se convirtió en magistrado de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (sede de Sevilla), donde permaneció hasta su nombramiento para el Supremo. Desde su ingreso en la Sala Tercera del Alto Tribunal ha estado destinado en la Sección Segunda, que se ocupa de los asuntos de Derecho Tributario.

El caso de Teso como candidata a la Presidencia cuenta, además, con otro apoyo importante. Pedro Sánchez quiere ser el primero en sentar a una mujer al frente del CGPJ. Y Pilar Teso, ya en estos momentos en el Tribunal Supremo, y que ha desarrollado toda su carrera en el orden Contencioso Administrativo, encaja dentro de los parámetros de posibilidad de consenso que busca en estos momentos Moncloa. Y desde el PP, no rechazan en absoluto la posibilidad de un pacto para auparla a la Presidencia del Poder Judicial y del Alto Tribunal. Pero esta renovación no depende sólo de nombres, sobre los que se ha hablado entre las dos formaciones. Depende también de posicionamientos y condiciones políticas y legislativas.

Porque mientras el PSOE insiste en su asalto al Poder Judicial -para nombrar los vocales del CGPJ por mayoría absoluta y no reforzada como ocurre ahora-, el PP ha presentado ya una proposición de ley con el objetivo contrario: despolitizar la elección de los vocales del CGPJ. La proposición de ley del PP sienta las bases de una fórmula de elección que limitará la capacidad de designar miembros del Poder Judicial por parte de los partidos políticos, tal y como adelantó OKDIARIO.

El modelo del PP parte del artículo 122.3 de la Constitución e introducirá un cambio en su desarrollo. Ese artículo señala que “el Consejo General del Poder Judicial estará integrado por el presidente del Tribunal Supremo, que lo presidirá, y por 20 miembros nombrados por el Rey por un periodo de cinco años. De estos, 12 entre jueces y magistrados de todas las categorías judiciales, en los términos que establezca la ley orgánica; cuatro a propuesta del Congreso de los Diputados, y cuatro a propuesta del Senado, elegidos en ambos casos por mayoría de tres quintos de sus miembros, entre abogados y otros juristas, todos ellos de reconocida competencia y con más de 15 años de ejercicio en su profesión”.

Y esa proposición de ley de los populares, por lo tanto reclama la elección directa por los jueces de los 12 a elegir “entre jueces y magistrados de todas las categorías judiciales”. Eso sí, desde el PP no han rechazado en esas negociaciones una fase intermedia hasta la aprobación de su proposición. Una en la que sean elegidos en las Cortes, tal y como determinó la reforma de 1985, pero con una importante limitación: y es que esa elección política tendrá que ser sobre una preselección previa de 35 nombres llevada a cabo por los jueces, tal y como adelantó este diario el pasado 8 de octubre.

Pero esa fase depende igualmente de otras exigencias políticas: que los socialistas retiren la propuesta de elección de los vocales del Consejo, “contraria a la Constitución y a los Tratados Europeos, y que va contra la independencia judicial y la separación de poderes” y que Podemos no tenga nada que ver en este proceso “como partido imputado que arremete contra el Poder Judicial y contra el Rey”.

 

Lo último en España

Últimas noticias