Viruela del mono

El PP alertó a Sánchez hace 2 meses de que debía comprar vacunas contra la viruela por la amenaza rusa

Ver vídeo

El PP alertó hace dos meses al Gobierno de Pedro Sánchez de que debía actuar con «previsión» para renovar «cuanto antes» el stock de las vacunas caducadas contra la viruela y adquirir nuevas dosis de «tercera generación» ante la amenaza rusa tras la invasión de Ucrania. De momento, España, con decenas de casos, todavía no ha hecho oficial la adquisición de estas vacunas, mientras que EEUU ya firmó un contrato con la farmacéutica danesa Bavarian Nordic en 2020 -renovado la semana pasada de cara a los próximos años- para el suministro de Jynneos (Imvanex en la Unión Europea). Reino Unido también posee reservas de Imvanex.

En concreto, la portavoz de Interior del PP en el Congreso de los Diputados y nueva secretaria de esta área en Génova, Ana Belén Vázquez, registró el pasado 23 de marzo una iniciativa parlamentaria en la Cámara Baja -consultada por OKDIARIO- en la que emplazaba al Gobierno a hacerse lo más rápido posible con «vacunas de tercera generación» frente a la viruela. La alerta llegó en forma de sendas preguntas dirigidas al Ejecutivo socialista: ¿Está trabajado el Gobierno en la creación de una reserva estratégica de medicamentos y productos sanitarios para evitar situaciones de desabastecimiento, como las vividas durante la pandemia de la Covid-19?, formuló Vázquez en primer lugar.

Y en segundo término, planteó: «Ante la amenaza real de que se pudiesen emplear armas biológicas en la guerra de Ucrania, ¿está tomando el Gobierno alguna medida para la renovación del stock de las vacunas contra la viruela mediante vacunas de tercera generación que también puedan ser administradas a la población contraindicada y no precisen de una formación especial del personal sanitario para su administración?»

Jynneos (Imvanex) es una vacuna de tercera generación, está autorizada por la Agencia Europea del Medicamento (EMA) desde 2013 y por la reguladora estadounidense (FDA, por sus siglas en inglés) desde 2019, y es efectiva frente a la viruela tradicional y la viruela del mono. Sin embargo, según recogió el PP en la exposición de motivos de su iniciativa, «España cuenta en la actualidad con stock de vacunas de viruela de segunda generación de 2.048.000 unidades, que fueron adquiridas en 2003» y que «además de estar caducadas, no cuentan con la aprobación de la EMA y podrían provocar efectos secundarios graves, además de estar contraindicadas en personas inmunodeprimidas, como observan las propias Recomendaciones de la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica».

«Reuniones»

Se da la circunstancia de que el Gobierno no respondió a esta iniciativa del PP, a la que tuvo acceso inmediato a través de la Secretaría de Estado de Relaciones con las Cortes, hasta el día 3 de mayo. Y admitió que todavía no había tomado ninguna decisión al respecto y que estaba celebrando «reuniones» al respecto. Apenas cuatro días después, el 7 de mayo, se detectó en Reino Unido el primer caso del nuevo brote de la viruela del simio, según datos del Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC).

«En relación con la pregunta de referencia, cabe señalar que actualmente se cuenta con una reserva estratégica de productos esencial para la resolución de esta crisis. Se están llevando a cabo reuniones para abordar la ampliación de esta reserva o de mecanismos que permitan una respuesta rápida. En cuanto a las vacunas contra la viruela, se están llevando a cabo reuniones para considerar esta adquisición», reiteró el Gobierno de PSOE-Podemos en su contestación al Partido Popular.

«Preocupación»

La diputada Ana Belén Vázquez, que lleva haciendo seguimiento del stock de vacunas en España contra la viruela desde hace varias legislaturas, remarcó que la situación actual en el este de Europa, con la guerra iniciada por el presidente ruso, Vladímir Putin, para anexionarse Ucrania, ha aumentado «la preocupación sobre un posible uso de armas biológicas como parte de una estrategia militar organizada».

La portavoz del PP de Interior recalcó que el incremento del número de personas familiarizadas con técnicas de guerra relacionadas con materiales Nucleares, Radioactivos, Biológicos y Químicos (NRBQ), así como la rapidez de difusión de conocimiento biotecnológico han «facilitado la aplicación de este conocimiento en el uso de armas biológicas». OKDIARIO publicó este lunes que los servicios de seguridad del Estado están analizando la entrada de la viruela del mono en España sin descartar que haya sido «colada» desde el exterior.

Mientras el Gobierno de Sánchez sigue analizando la compra de vacunas de tercera generación frente a la viruela del simio, nueve comunidades autónomas han detectado ya posibles casos sospechosos de esta enfermedad. La Comunidad Valenciana y Aragón han sido las últimas al informar este lunes de dos posibles contagios. Y con anterioridad, lo notificaron País Vasco, Andalucía, Castilla-La Mancha, Extremadura, Galicia, Canarias y Madrid.

Precisamente, la Comunidad de Madrid es la comunidad que acumula más casos por el momento. Treinta confirmados y 45 sospechosos fue la cifra que dio este lunes el consejero de Sanidad del Gobierno de Isabel Díaz Ayuso, Enrique Ruiz Escudero. La directora general de Salud Pública de la Comunidad, Elena Andradas, viene insistiendo ante el Ministerio de Sanidad de Carolina Darias en la necesidad de comprar las vacunas lo más rápido posible.

Lo último en España

Últimas noticias