COMUNIDAD DE MADRID

Juan Lobato se convierte en candidato del PSOE sin primarias para competir con Ayuso y Mónica García

Juan Lobato
Juan Lobato.
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

El PSOE no encuentra candidato en el Ayuntamiento de Madrid, pero sí tiene ya confirmado a Juan Lobato y sin necesidad de primarias en la Comunidad de Madrid. Sánchez ha tenido que renunciar a presentar a una mujer, como era su intención, para competir con Isabel Díaz Ayuso. Todo un reto cuando las encuestas sitúan a los socialistas en tercer lugar tras el PP y Más Madrid, con Mónica García como el auténtico rival a batir.

Aunque Pedro Sánchez quería a un perfil femenino para competir con Díaz Ayuso, dejando prácticamente sin opciones a Juan Lobato, sus capacidades demostradas en estos meses lo han hecho valedor de medirse en las urnas con la actual presidenta madrileña. «Se lo ha ganado» argumentan en Ferraz que no dudan » que será él sí o sí». Además, el secretario general del PSM «se ha comido con patatas a Hana Jalloul» -apuesta personal de Sánchez- advierten desde la federación madrileña.

Lobato, único candidato en el proceso a nivel regional, ha alcanzado el máximo de avales -más de 5.000- que marcan las Bases de Convocatoria aprobadas por el Comité Ejecutivo Federal del PSOE el pasado 29 de agosto para las elecciones municipales y autonómicas de 2023, según ha informado el partido en un comunicado.

El recién elegido secretario general del Partido Socialista de Madrid ha salido fuertemente reforzado de su oposición a Isabel Díaz Ayuso. Hasta el punto de convertirse en el barón preferido por Pedro Sánchez. Un puesto reservado hasta entonces para Juan Espadas.

Ferraz confió en un prácticamente desconocido líder de los socialistas madrileños -recién elegido- el cuerpo a cuerpo con Ayuso cuando la dirección de su propio partido la acusaba de haber beneficiado a su hermano. Lo hicieron para quitarse de encima la sobreexposición mediática que suponía y el desgaste que podía acarrear. Pero no se esperaban el resultado que ha dado Lobato.

El ex alcalde de Soto del Real, que ganó las primarias con el apoyo del jefe del Ejecutivo -tras no haberlo logrado en las anteriores- se ha convertido en uno de los valores al alza del PSOE. Algunos ya hablan como «el relevo natural de Sánchez» si en un medio plazo pierde La Moncloa y se ve obligado a abandonar el poder orgánico. Con solo 37 años, Lobato tiene una gran experiencia de gestión tras seis años al frente de uno de los principales ayuntamientos madrileños.

Las claves de su éxito

Lobato ha roto parte de los esquemas hasta ahora conocidos entre las primeras espadas de la política española. Forma parte de una nueva generación de ciudadanos y lo demuestra a diario con su liderazgo. Hace política de una manera diferente a cómo lo hacían sus antecesores hasta ahora. Y dirige el partido «de forma más horizontal y cercana» según miembros del PSM.

Precisamente esa cercanía es una de las características que marca su forma de actuar a nivel orgánico y parlamentario. Está presente en prácticamente todas las redes sociales y las usa para conectar con los afiliados y votantes. En algunas ocasiones se le ha visto, incluso, respondiendo en directo a través de Instagram desde el tren de vuelta a casa, las dudas y preguntas de los ciudadanos.

Lo último en España

Últimas noticias