Arrimadas: «Sánchez debe elegir entre unos Presupuestos sensatos o la subida de impuestos de Podemos»

Inés Arrimadas está abierta a negociar unos Presupuestos Generales del Estado con el presidente del Gobierno siempre y cuando sean «sensatos» y no incluyan la «subida masiva de impuestos» que quiere Podemos. La líder de Cs se reunió ayer con Pedro Sánchez e hizo pinza contra Pablo Casado tras mostrarle su apoyo a negociar los PGE.

Hoy, la líder de Ciudadanos ha instado al presidente del Gobierno a «elegir» entre dos opciones, pactar unos Presupuestos Generales del Estado «sensatos» con la formación naranja o acordarlos con ERC y EH Bildu y aplicar la «subida masiva de impuestos» que, a su juicio, pretende Podemos.

«Aquí Pedro Sánchez tendrá que elegir. ¿Quiere el plan de subidas masivas de impuestos de Podemos, con los socios de ERC y (Arnaldo) Otegi, o quiere intentar unos Presupuestos moderados y sensatos mirando al centro con Cs?», ha declarado en una entrevista en Antena 3.

Según ha explicado, Ciudadanos ha decidido negociar con el Ejecutivo las cuentas públicas de 2021 porque pretende «buscar soluciones» a los problemas de los españoles, agravados por la crisis del coronavirus y su impacto económico y social.

Por eso, Cs intentará en las negociaciones que las partidas presupuestarias, incluidos los cuantiosos fondos que la Unión Europea facilitará a España, «no se las repartan Rufián, Otegi e Iglesias en un despacho», y que no se derogue la reforma laboral que aprobó el PP en 2012, según ha indicado.

Pinza con Sánchez contra Casado

Buena sintonía entre el Gobierno socialcomunista y Ciudadanos. Hasta el punto que tras reunirse en el Palacio de La Moncloa Pedro Sánchez e Inés Arrimadas, al término de la reunión, la líder de la naranja ha hecho pinza con el jefe del Ejecutivo de cara a presionar al jefe de la oposición Pablo Casado. Avisa que «ante los presupuestos más importantes de la historia», tras dos años de prórrogas, «los españoles van a juzgar al Gobierno pero también a los partidos de la oposición»

En este sentido, dirigiéndose al presidente del Partido Popular, la líder de Ciudadanos afirma que «nosotros vamos a dormir tranquilos» tras confirmar su disposición a apoyar los presupuestos de Sánchez e Iglesias frente a la negativa de Casado. Lo harán sin poner líneas rojas pese a los vetos de los socios de Sánchez, Podemos, a aprobar las cuentas con la formación liberal.

La reunión entre Arrimadas y Sánchez era importante de cara a garantizar la estabilidad de la legislatura. Y conscientes de eso, en Moncloa, han querido tener un gesto con la líder de la formación naranja. Los liberales se han convertido en el nuevo socio de la coalición que forman PSOE y Podemos y por eso Sánchez le ha querido dar un trato preferencial, recibiendo a Arrimadas en segundo lugar pese a ser la sexta fuerza política.

La presidenta de C’s ha trasladado a Sánchez la disposición de su partido para negociar las cuentas públicas que deben aprobarse en las próximas semanas. Defiende que «estamos ante una situación que nos obliga a hacer cosas difíciles» alegando que «para mi no será fácil negociar con este Gobierno». Pese a eso considera que «es el camino correcto». Pide que el proyecto de presupuestos que negocien sea «moderados y sin ideologías».
De momento ni el Gobierno ni Ciudadanos han propuesto los nombres de las comisiones delegadas para negociar el proyecto de ley de las cuentas públicas. Se da por hecho, por eso, que en el equipo de Moncloa estará el secretario de Estado de Derechos Sociales y gurú económico de Podemos Nacho Álvarez. Arrimadas ha avanzado, por eso, que por su parte estarán la secretaria general Marina Bravo, el portavoz Edmundo Bal y el vicesecretario primero Carlos Cuadrado.

Si se confirma la presencia del representante morado por parte del Ejecutivo, Arrimadas avisa que «vamos a aprovechar para decirles en persona que vamos a trabajar para que los fondos europeos no acaben en manos de sus socios». Con esta posición los naranjas quieren evitar que «Otegi, Rufián e Iglesias negocien en un despacho el futuro de España». Con su apoyo, reconocen, «hay voluntad de poder ser condicionantes de esos presupuestos» para que no los decidan los separatistas.
Pese a asegurar que «Ciudadanos ha sido desde el principio de esta crisis un partido serio y constructivo» Inés Arrimadas ha defendido que «el Gobierno nos ha dado muchos motivos para ser muy críticos». La líder naranja pide una rectificación a todas las formaciones, para afrontar la crisis que vendrá, ya qué aún «estamos a tiempo de que los ciudadanos no sientan hastío» siendo «responsables».

La líder de Ciudadanos exige al Gobierno que trabaje para «una tregua política para estar a la altura de lo que han hecho los españoles». Reclama a Sánchez y Pablo Iglesias «humildad» para trabajar por el país con el objetivo de «garantizar un futuro mejor». Avisa que «nos estamos jugando el futuro con los presupuestos que aprobemos, el plan que enviemos a Europa y las medidas que tomemos».

Arrimadas también le ha pedido a Sánchez que «asuma el liderazgo» de la vuelta al cole de todas las Comunidades Autónomas. La socia de la coalición defiende que «no se trata que las autonomías pierdan competencias tanto como que el Gobierno asuma las suyas en gestión de la pandemia». La presidenta de Ciudadanos también le ha reclamado que se extiendan los ERTE más allá del 30 de septiembre.

Lo último en España

Últimas noticias