Abascal sobre las armas: «Quien se defienda en casa debe recibir la medalla al mérito»

El presidente de Vox, Santiago Abascal, ha asegurado este sábado que, siempre que puedan, según las leyes vigentes actuales de tenencia de armas, los españoles tienen derecho a defenderse "con un cuchillo, un palo, un cenicero o un arma" y no pueden estar quietos "cuando le atacan y ven que violan a sus hijas", y quienes lo hacen "no deben pasar luego un infierno judicial" sino que se les deba dar "una medalla al mérito civil".

En un acto celebrado en el Paraninfo de la UCLM de Ciudad Real y en el que se ha superado el aforo de 1.000 personas de que dispone de forma que han quedado asistentes fuera del recinto, Abascal ha salido así al paso de la polémica generada esta semana sobre su propuesta de tenencia de armas entre los "españoles de bien" y ha insistido en que no es Vox quien tiene que justificar esta cuestión sino el presidente de Cs, Albert Rivera, el del PP, Pablo Casado, y "todos los progres", que deberán explicar "que en nuestra casa nos dejemos robar, violar y matar como corderos".

Interrumpido en algunas ocasiones por gritos de ‘Presidente’, ‘Viva España’ o ‘Santiago, España te necesita’, Abascal ha culpado a los medios de comunicación de casi todos sus males alegando que el nerviosismo del resto de partidos están presionando para que se produzca una "manipulación descarada, sin ningún tipo de vergüenza" hacia lo que ha considerado que se ha convertido "en una cacería hacia los candidatos de Vox. Pero la mayoría de los españoles ya saben que lo que se publica de nosotros es falso".

No obstante, ha agregado que desde Vox no quedará ninguna "agresión de los medios de comunicación que no tenga una respuesta dialéctica. Se equivocan si piensan que vamos a estar callados, amordazados y maniatados".

Voto de los que aman España

El líder de Vox también ha criticado "que se están dedicando al voto del miedo aquellos que se pudieron de rodillas y mantuvieron durante ocho años las políticas de Zapatero", por lo que ha asegurado que en su partido nunca utilizarán esta técnica sino que quieren conseguir el voto de todos aquellos que aman a su país y sus tradiciones, ya sean de izquierdas o de derechas.

"El proyecto de Vox es un proyecto ganador porque defiende el sentido común, lo que todos hemos escuchado en casa hasta que comenzó a instalarse desde los medios de comunicación y los partidos políticos un ambiente opresivo en el que los progres no nos permitían hablar de nuestro país y libertad y nos tachaban de retrógrados", ha dicho Abascal.

A este respecto, el líder de Vox ha alardeado de que lo que pueden tener claro todos los españoles y quienes asisten a sus actos públicos es que nadie se va a ir pensando que Vox los ha engañado "porque nosotros hemos venido a la política a representar a una España que estaba viva aunque algunos la consideraban muerta; no vamos a decir lo que la gente quiera oír sino lo que creamos que es necesario para el país".

Durante el acto, Abascal también ha aprovechado para criticar a todos sus adversarios políticos por "blanditos"; reclamar la ilegalización de los partidos que quieren romper España; pedir una bajada de los impuestos que "hacen una España injusta"; defender los toros y la caza; atacar el estado de las autonomías; y abogar por los derechos primero para los españoles y luego para los inmigrantes "que entren llamando a la puerta, respetando nuestras leyes y aceptando nuestra manera de vivir".

Catarsis política y social

En el acto público también ha participado el candidato de Vox al Congreso por Ciudad Real, Ricardo Chamorro, quien ha señalado que el sacrificio y el esfuerzo de los dirigentes del partido ha hecho que Vox sea una alternativa real de cambio, por lo que ha pedido que no se tenga en cuenta a los "inútiles que piden el voto útil, cuando son un grupo de burócratas que no han cotizado ni un día en su vida".

Además, ha defendido que los representantes de Vox sí son radicales –"como nos tachan quienes son radicales en mentir, corrupción e hipocresía"–, entendiendo el radicalismo como la antítesis del extremismo y como un trabajo silencioso y útil a largo plazo, "además de la capacidad de ir a la raíz de los problemas y comprender los acontecimientos con perspectiva. Somos radicales en trabajar hacia la verdadera catarsis política y social que necesita la provincia de Ciudad Real y nuestra Patria española".

Finalmente el presidente provincial de Vox, José Antonio Ruiz-Valdepeñas, ha lamentado que Castilla-La Mancha sea la segunda del país en deuda "que no van a pagar ni Bono, ni Cospedal ni Page" sin que, a su juicio, ello haya garantizado que la región sea la "medalla de plata" en calidad de servicios, infraestructuras o empleo "sino en desaprovechar subvenciones y en proyectos fallidos como el Reino del Quijote o un aeropuerto mal vendido". "Pero todo eso está a punto de cambiar de la mano de la España viva, de Vox".

El acto se ha desarrollado con normalidad salvo cuando a la salida un grupo de unos 20 jóvenes, con carteles en los que se podía leer ‘Abascal vete a casa a fregar’ o ‘No pasarán’ han sido increpados por los asistentes, que les han instado a "ponerse a trabajar" o a "ducharse" mientras los jóvenes respondían con gritos de "machistas".

Lo último en España

Últimas noticias