motor

La falta de ayudas de Sánchez al coche eléctrico deja a España con la mitad de ventas que Portugal

coche eléctrico ayudas
sector automóvil

La falta de ayudas del Gobierno de Pedro Sánchez al automóvil pasa factura a España. El mercado portugués ya cuenta con el doble de cuota de mercado de ventas de vehículos eléctricos que el español, con un 20% y un 9% de penetración respectivamente. Ante esta situación, la patronal de los fabricantes automovilísticos Anfac ha pedido al Ejecutivo que ponga en marcha una serie de medidas y cambios fiscales para incentivar la demanda de este tipo de motorizaciones, que no terminan de convencer a los consumidores españoles, lo que ha disparado la edad media del parque por encima de los 14 años.

Así lo ha solicitado la organización en el marco de la presentación de la Hoja de Ruta 2023-2025 en la que el presidente de la asociación, Wayne Griffiths, y el director general, José López-Tafall, han presentado un conjunto de medidas con carácter urgente que se deben desarrollar entre 2023 y 2025, sin las cuales no se lograrán ni los objetivos de reducción de emisiones ni se garantizará el futuro industrial de la automoción española.

«Europa se está partiendo en dos, y España se está quedando cada vez más atrás de los países líderes. Países como Alemania o Portugal ya superan la media europea, con una cuota de mercado de electrificados superior al 20%, mientras que España apenas ha alcanzado el 9% de cuota», ha criticado Griffiths. Todo ello a pesar de las medidas que ha puesto en marcha el Gobierno de Pedro Sánchez para incentivar la compra de este tipo de vehículos, pero que están muy lejos de igualarse con el resto Europa, sobre todo a lo que se refiere a materia fiscal.

De igual manera, Griffiths ha destacado el progresivo envejecimiento del parque automovilístico español, que ya se sitúa en 14 años de media de antigüedad, lo que dificulta tanto la consecución de los objetivos de reducción de emisiones como el progreso en materia de seguridad vial. Además, ha señalado que «no estamos incumpliendo la doble hoja de ruta que aspiramos a conseguir: 0 emisiones y 0 accidentes. Y nuestra preocupación es que si no actuamos ahora este escenario va a empeorar. Tenemos que actuar ya, en los años 2023 a 2025. O hacemos algo, o definitivamente nos quedaremos atrás y perderemos esta final para nuestra industria y para nuestro país».

Medidas urgentes

En cuanto a las medidas que Anfac propone en esta Hoja de Ruta 2023-2025 son sencillas, prácticas, fáciles de implementar y que ya están funcionando en otros países, socios de la Unión Europea, comprometidos como España y como el sector de la automoción con cumplir los objetivos de descarbonización marcados por Bruselas. Pero también son cada vez más urgentes.

Para elevar las ventas de vehículos electrificados es necesario actuar sobre las ayudas públicas a la compra. «El Moves III en España ha mejorado, pero no es suficiente. En todos los países si compras un vehículo electrificado la subvención se descuenta directamente en el precio de la compra. Esto no ocurre en España. También aquí son precisos cambios profundos, el retraso que llevamos acumulado hace que no valgan medidas solo parciales», explicó el director general, José López-Tafall.

Además de las ayudas directas a la compra, es necesario un cambio en la fiscalidad. «Agradecemos la reducción en la amortización para las empresas que compren vehículos electrificados. Pero necesitamos mejoras en IVA, en impuesto de sociedades, en IRPF. Hay que actuar ya en 2023, y seguir hasta 2025», dijo López-Tafall.

Lo último en Economía

Últimas noticias