Economía

Así ha planificado Sánchez la economía doméstica para 2019: transporte más caro y luz más barata

presupuestos 2018
Pensionistas pertenecientes a los sindicatos UGT y CCOO de Asturias han iniciado hoy en Gijón una de las marchas a pie hasta Madrid en defensa de "unas pensiones dignas". (FOTO: EFE) | Presupuestos 2018

La subida del Salario Mínimo Interprofesional hasta los 900 euros desde este 1 de enero marcará la evolución económica durante los primeros meses de 2019

La subida del Salario Mínimo Interprofesional hasta los 900 euros desde este 1 de enero marcará la evolución económica durante los primeros meses de 2019. Aproximadamente 1 millón de personas cobran actualmente por debajo del SMI y todas ellas se verán afectadas por una subida de sueldos que también afectará a los empleados públicos. El salario de los empleados públicos subirá con la llegada de 2019 al menos un 2,25%, cifra a la que podrá sumarse un 0,25% ligado a la evolución del PIB y otro 0,25% procedente de fondos adicionales, lo que beneficiará a unos 2,5 millones de trabajadores de las tres administraciones públicas (Estatal, Local y Autonómica), con los acuerdos a los que ha llegado el Gobierno de Pedro Sánchez con los agentes sociales.

Para 2019, las medidas económicas e impositivas que ha preparado el Ejecutivo traerán un transporte más caro (tanto en Renfe como en los precios de los taxis de las principales ciudades, como en el precio del combustible diésel, que se encarecerá unos 6 euros por depósito de 60 litros).

Con todo, para este año también se prevé evolución en algunos de los precios que más afectan a los ciudadanos:

  • Diésel y gasolina. En los últimos dos meses el petróleo Brent ha borrado todas las fuertes subidas que experimentó durante el año. Si en octubre llegó a 85 dólares el barril, actualmente se encuentra en los 54 euros. Esto ha supuesto una moderación de los precios de diésel y gasolina a mínimos desde 2014 en el caso de la gasolina, pero una nueva subida de impuestos hará que vuelvan a subir a principios de año. El Gobierno equiparará el impuesto del gasoil, que está en 30,7 céntimos por litro, con el de gasolina que es de 40,25 céntimos. Por ello, llenar un depósito de 60 litros supondrá pagar 78 euros frente a los 72 que se pagaban hasta ahora.

Posiblemente este cambio sea uno de los que más afecten a la ciudadanía. Aproximadamente un 48% de los vehículos que circulan por España utilizan el combustible diésel.

 

  • Trenes. La estatal Renfe ha decidido mantener los precios de su red de Cercanías pero, sin embargo, subirá un 3,5% los precios de Avant (los trenes regionales que circulan por las vías del AVE) y un 7% los regionales. Los precios de AVE y de Larga Distancia están liberalizados, así que pueden subir al principio de año sin ningún problema.

 

  • Taxis. En las principales ciudades los taxis han subido notablemente sus tarifas para 2019. En Madrid la subida media es del 5,4%, tomando como referencia la bajada de bandera, el precio del kilómetro y la hora de espera. En Barcelona, la subida a partir del 1 de enero será del 2,6%. En Zaragoza subirán un 5% y en Sevilla un 2,06%.

 

  • Recibo de la luz. La parte regulada del recibo (que representa en torno al 41% de la factura) se congelará para 2019 por quinto año consecutivo, de modo que la evolución de la factura dependerá del comportamiento del mercado mayorista, conocido como ‘pool’, que afecta a algo más de un tercio del recibo. No obstante, la tensión en el ‘pool’ se mantendrá en el arranque de 2019, después de cerrar 2018 con un precio medio por encima de los 57 euros por megavatio hora (MWh), el más alto en la última década, según informa EP. Así, la factura de la luz ha cerrado 2018 con un encarecimiento interanual de más del 2%, a pesar de las medidas adoptadas el pasado mes de octubre por el Gobierno, como la suspensión temporal de dos de los impuestos que sufren las eléctricas, especialmente el que gravaba con un 7% la generación de electricidad, para contener el precio de la electricidad. Mientras, la tarifa de gas natural, que también verá congelados sus peajes, recibirá en enero a los consua los consumidores domésticos con una bajada de la Tarifa de Último Recurso (TUR) de un 4,6% de media respecto al último trimestre del año.

 

  • Alquileres. Otro gasto para el consumidor donde está por ver el efecto que tendrán las medidas para 2019. En los últimos dos años los alquileres han crecido a tasas de dos dígitos en Madrid y Barcelona, y mucho más moderadas en ciudades medianas y con precios que apenas se han movido en poblaciones pequeñas. Para 2019 los expertos de Tinsa esperan una subida de precios más moderada que en años anteriores en las dos principales ciudades. En cualquier caso, el alquiler ya supone en las grandes ciudades (allí donde hay más tensiones) una parte muy importante de la renta de los ciudadanos.

Otros gastos

Por su parte, la evolución de otros guarismos afectará también a las economías familiares.

  • Euríbor. De cara a 2019, las estimaciones continúan siendo alcistas y la subida será progresiva a largo plazo, aunque un Euríbor positivo el próximo año "parece demasiado osado", ha dicho un analista de XTB citado por Europa Press, quien no cree que el ascenso repercuta de manera sustancial a la demanda de hipotecas ni a productos referenciados al índice, ya que dentro del mercado hipotecario "se debería tener más en cuenta el encarecimiento del precio de la vivienda que el poco impacto que causa o podrá causar la apreciación del Euríbor", ha indicado.

Últimas noticias