PORTUGAL 2-1 EGIPTO

Cristiano no tiene límites: doblete en el descuento para ganar a Salah

Cristiano no tiene límites: doblete en el descuento para ganar a Salah
cronica-portugal-vs-egipto

Cristiano Ronaldo volvió a demostrar que está en un increíble estado de forma con Portugal. El luso protagonizaba junto a Mohamed Salah uno de los duelos individuales más atractivos de la jornada, en un amistoso que servía a los portugueses y a Egipto para medir fuerzas de cara al Mundial. Y el madridista asomó la cabeza in extremis al final, para rescatar a los suyos de una derrota a la que Salah les había encomendado. Dos goles en el descuento salvaron a su selección de la derrota y le permite seguir con su brutal racha goleadora cosechada en los dos últimos meses.

Cristiano fue el referente de los suyos desde el principio. Aunque es cierto que en la segunda mitad no fueron ni la sombra de los primeros 45 minutos. La estrella madridista, al igual que su selección, fue de más a menos con el transcurso de los minutos. Sin embargo, encontró su premio en los últimos compases, cuando dos cabezazos dieron la victoria a un campeón de Europa que, como al Madrid, no se le puede dar por muerto.

Cristiano remontó en el 93′ y 95′ el tanto del delantero del Liverpool, que también llegaba en un gran estado de forma. Salah puso, en el minuto 56, el 0-1, gracias a una internada de El-Said, que se la puso rasa a la frontal, donde la estrella de los faraones fusiló por bajo la meta de Beto. Un balón a la cepa del poste, ante el que nada pudo hacer el ex guardameta del Sevilla.

El gol llegó en una segunda parte en la que los africanos fueron mejores. Los hombres de Héctor Cúper pusieron contra las cuerdas a la campeona de Europa y tenían el triunfo en la mano. Cual faraón, los egipcios ya le enterraban en la mastaba, pero entonces apareció de nuevo. La ambición y el hambre le pueden y el no dejar de pelear hasta el final es lo que tiene. Cristiano saltó más que nadie, en dos ocasiones, para terminar celebrando un nuevo triunfo de Portugal.

Aunque, al igual que su equipo, fue de más a menos. El luso tuvo ciertas opciones de perforar la portería de los del Nilo, sin éxito, en la primera parte. La más clara, un libre indirecto desde dentro del área que, una vez superó la barrera, sacó bajo palos -con cierta fortuna- El Said. La jugada que precedió a la cesión también le tuvo como protagonista, pues de sus pies salió un buen pase en profundidad hacia André Silva, interceptado por un rival, que se la entregó con los pies al portero africano.

Dispuso de una buena oportunidad cuando se metió desde la derecha en el área egipcia. Tras un buen recorte sacó un potente disparo con dirección a la portería, que rebotó en un defensor. A la estrella del Real Madrid se le vio muy participativo en el juego del equipo. Como viene acostumbrando últimamente en el conjunto madridista, pese a jugar en punta, bajó con frecuencia a recibir a la medular. En todas las jugadas ofensivas de su selección, estaba presente. Además, sacó un buen repertorio de regates, algo que ha ido en decadencia en los últimos años.

Pese a sus múltiples intentos, el gol se le resistía. En el segundo acto apenas gozó de ocasiones, hasta que Quaresma le puso dos balones a la testa y los mandó dentro. Cuando todo parecía indicar que Salah sería el triunfador, apareció el 7 para dejar claro quien manda. Cristiano Ronaldo sigue en modo avión, y no tiene pinta de frenar.

Lo último en Deportes

Últimas noticias