Nacimientos

Por qué la mayoría de los bebés nacen de madrugada

bebés nacen madrugada
El motivo por el que los bebés nacen de madrugada

¿Cuándo llegará mi bebé? Toda mujer embarazada se hace la pregunta con temor o también con la duda de saber si como la gran mayoría de bebés, el suyo también nacerá en plena noche. Pero ¿por qué la mayoría de bebés nacen de madrugada? Algunos investigadores del University College de Londres trataron de establecer si es posible delinear con una buena aproximación, si existe una razón por la que los niños por nacer prefieren un momento determinado en lugar de otro para hacerlo.

Por qué los bebés nacen de madrugada

Numerosas son las investigaciones que se llevan a cabo de forma periódica en torno a los embarazos y también en relación a los partos. Y precisamente una de las más recientes, ha revelado datos cuanto menos, curiosos. Se trata de un trabajo que sirvió para determinar que la madrugada es el momento preferido de los recién nacidos para venir al mundo.

¿Quieres conocer más a fondo ese trabajo y las explicaciones sobre esa predilección de los bebés? Sigue leyendo. Te lo contamos todo a continuación.

La investigación

La Universidad de Londres es la que ha procedido a llevar a cabo este singular estudio en el que se han llegado a analizar en profundidad ni más ni menos que cinco millones de nacimientos ocurridos en Inglaterra. Trabajo al frente del cual ha estado Peter Martin y que se ha dado a conocer a nivel internacional al haber sido publicado en la revista “Plos One”.

Parece que los pequeños creen que la mañana es mucho mejor, al menos para los 5 millones de bebés nacidos entre 2005 y 2014 que contempla este estudio. El 70% de los nacidos por parto natural lo hicieron entre la 1 y las 7 de la mañana, con preferencia por las 4 de la madrugada.

Dada la gran cantidad de datos analizados, el estudio ciertamente tiene una buena confiabilidad. Por otro lado, este no es el único estudio sobre el tema. Un informe elaborado por los Centros Estadounidenses para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) para conocer el momento preferido de los niños para venir al mundo, analizó las actas de nacimiento de 41 estados en el año 2013, destacando la prevalencia de partos entre las 3 y las 5 de la madrugada.

La prevalencia de nacimientos en la noche y al amanecer, encontrado por el estudio inglés coincide con el estadounidense si no se consideran las cesáreas. De hecho, en el informe estadounidense se consideraron todos los partos, independientemente de cómo ocurrieron. Es evidente que si el parto se produce por cesárea, es el momento más adecuado para este tipo de intervención en la estructura hospitalaria.

También del estudio inglés se desprendió que los nacimientos después de un trabajo de parto inducido médicamente suelen terminar alrededor de la medianoche, de martes a sábado y en los días previos a los días festivos. En todo caso, el nivel mínimo de nacimientos se registró en los días de Navidad y Boxing Day. Los mismos autores, sin embargo, subrayan cómo todas estas evidencias también requieren una reflexión sobre la organización de las salas de maternidad y sobre el trabajo por turnos de todos los operadores.

«De forma más sencilla, el estudio nos lleva a reflexionar sobre la importancia de no vaciar las salas de maternidad y neonatales por la noche o en días festivos. Es cierto que durante el día hay actividad ambulatoria, pero también por la noche hay que poder contar con la plena eficacia y disponibilidad numérica de todo el personal necesario para que cada niño nazca con total seguridad», explica el Dr. Bertino.

¿Por qué prefieren la noche?

¿Por qué, sin embargo, cuando los niños nacen con parto natural prefieren la noche y el amanecer? Según los autores del estudio, podría haber una explicación evolutiva detrás de esta evidencia, debido a que nuestros ancestros se reunían a descansar por la noche y por lo tanto el nacimiento era deseable en esta época, ya que todos los miembros de la familia estaban en casa y por lo tanto disponible para apoyar a la madre y al bebé.

De la misma manera, se establece que la luz o la ausencia de la misma pueden ser otras responsables de esa situación. Y es que, tal y como se plantea en el citado estudio británico, se considera que la citada luz y la actividad del útero están íntimamente relacionadas. Así, por ejemplo, se viene a explicar que durante la noche es cuando más se produce la hormona conocida como melatonina, que, entre otras cosas, se encarga de favorecer la producción de otras hormonas, como la oxitocina, que vienen a “inducir” el parto.

¿Qué te parecen los resultados obtenidos? ¿Te resultan sorprendentes.

Lo último en Bebés

Últimas noticias