Efemérides

Beneficios de dar chocolate a los niños

Chocolate a los niños
Chocolate a los niños
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

No hay nada más dulce o delicioso que el chocolate. Nadie se resiste a él en especial los niños, que lo comerían a todas horas, aunque debemos saber a partir de qué edad es bueno que lo coman y también qué tipo de chocolate es el mejora para ello, teniendo en cuenta que este es un alimento lleno de propiedades, si valoramos las que se hayan en el cacao, como el flavanol, la feniletilamina, la anandamida y la cafeína que tienen un efecto positivo en nuestro cerebro. Veamos entonces a continuación cuáles son los beneficios de dar chocolate a los niños.

Beneficios del chocolate en los niños

Como cualquier otro alimento saludable, los padres deben tener en cuenta algunos hechos obvios sobre el chocolate, antes de dejar que los niños lo disfruten. De hecho la primera pregunta a hacerse es qué chocolate darles y cuánta cantidad.

La calidad siempre está por delante de la cantidad

No todos los tipos de chocolate tienen los beneficios saludables del cacao. Aunque todas las tabletas de chocolate contienen este ingrediente, la mayoría del chocolate comprado en la tienda tiene un bajo contenido de cacao, pero un alto nivel de leche y azúcar. Esta saturación de grasa láctea y azúcar mala puede provocar obesidad, niveles altos de azúcar en la sangre, incluso diabetes y otros problemas de salud graves. Por lo tanto, los padres siempre deben buscar chocolate negro con al menos un 70% de contenido de cacao, tanto para su consumo como para el de sus hijos. Si se consume en dosis moderadas, el chocolate puede ser beneficioso para el desarrollo de los niños.

Energizar el cuerpo en crecimiento

El cacao es el propio refuerzo de energía de la naturaleza. La teobromina y la cafeína que se encuentran en el chocolate son estimulantes químicos psicoactivos que mejoran la velocidad de los neurotransmisores. Esto afecta la forma en que se envían los mensajes desde el cerebro a nuestro cuerpo, ayudando con el desarrollo cognitivo general , especialmente en los niños. Tomar una sola onza de chocolate de calidad por la mañana, solo o con fruta, puede darles a los niños suficiente energía para llegar al almuerzo, sin necesidad de azúcar o un desayuno sustancioso.

Ayuda a aliviar el estrés

Los beneficios químicos del cacao respaldados por investigaciones científicas sobre el chocolate también muestran cómo el chocolate es un increíble calmante para el estrés. La anandamida química es un estimulante sináptico que envía el mensaje de bienestar al cerebro. Activa la liberación de dopamina, “la hormona de la felicidad”, que nos hace sentir placer y relajación. Esto es muy útil para los niños, especialmente cuando sabes que tienen un día estresante por delante o cuando llegan a casa nerviosos y tensos.

Mantiene el peso

También se sabe que el chocolate ayuda a perder peso. Al impulsar el metabolismo, acelera la velocidad a la que nuestro cuerpo convierte las grasas y los azúcares en energía. Además, desintoxica el cuerpo, liberándolo de materiales nocivos.

Tiene vitaminas

Desde vitaminas como A1, B1, B2, C y E, hasta minerales como el magnesio, el chocolate proporciona al cuerpo de los niños la cantidad recomendada de materiales que sus cuerpos necesitan para funcionar, reduciendo los antojos y la ingesta excesiva de alimentos.

Mantiene un apetito saludable

Debido a la versatilidad del chocolate, incorporarlo e incluso convertirlo parte de la dieta de los niños puede satisfacer cualquier apetito creciente. De hecho, el chocolate negro con alto porcentaje de cacao, contiene una sexta parte de la ingesta diaria recomendada de fibra. Esto significa que las recetas saludables que contienen chocolate pueden sustentar una dieta equilibrada. También regula la cantidad de grasa que ingresa al cuerpo, ya que el chocolate contiene grasas naturales que se queman más fácilmente.

¿A qué edad pueden comenzar a comer chocolate los niños?

Cuando tienes niños pequeños, solemos ir introduciendo poco a poco los alimentos, para que los niños los vayan probando descubriendo sus sabores. En lo que respecta al chocolate, en concreto, todos los pediatras están de acuerdo en que los niños deben probarlo en pequeñas muestras y en pequeñas dosis, pero solo cuando tengan al menos un año o mejor dicho, al menos 18 meses. Esta consideración surge de las necesidades que presenta la formación anatómica del organismo de los más pequeños: su hígado y riñones a esta edad aún no están del todo preparados para asimilar el chocolate de forma eficaz y regular ya que una onza de este alimento puede tener demasiadas grasas saturadas. Antes de esta edad, puedes pensar en dejar que tu pequeño pruebe el cacao aprovechando los numerosos productos especialmente diseñados como papilla para bebés, cacao en polvo para mezclar con la leche o bizcochos de cacao bajos en grasa. En definitiva, el chocolate es bueno para los niños y se presenta como un alimento nutritivo y beneficioso, no crea ningún tipo de problema grave durante su crecimiento, pueden comerlo pero siempre con moderación sin exceder la cantidad. 

Otros beneficios del chocolate para los niños

Numerosos estudios también han demostrado que los efectos beneficiosos del chocolate en los bebés ya son efectivos cuando están en el útero de su madre. Si la futura madre come chocolate durante su embarazo en pequeñas dosis y casi todos los días, sus pequeños estarán más sonrientes y felices. Sin embargo, todo el crédito debe atribuirse a los efectos de la estimulación que el chocolate provoca sobre la serotonina. En este caso, comer chocolate no solo tiene efectos beneficiosos para el bebé sino también para la futura madre ya que se ha demostrado que:

  • Reduce la posibilidad de que se produzcan situaciones de anemia;
  • Mejora y regula la presión arterial de la embarazada;
  • Regula y baja los valores de LDL, el colesterol malo;
  • Reduce el riesgo de gestosis.

 

Lo último en Bebés

Últimas noticias