baleares

Vox llevará al Constitucional la ley educativa de Armengol que erradica el castellano de las aulas

La formación denuncia que los más perjudicadas serán las familias con menos recursos

Ciudadanos también irá a la Justicia por una ley en la que "el PSOE exporta a las Islas los atropellos lingüísticos en Cataluña"

Armengol sucumbe ante las presiones de los independentistas y elimina el español como lengua vehicular

Siete asociaciones civiles advierten a Armengol: «Sin castellano en la enseñanza vulnera la Constitución»

Ley Educación Baleares
El portavoz y diputado de Vox en el Parlament balear, Jorge Campos.

Vox denunciará en el Tribunal Constitucional la discriminación lingüística contra el castellano de la nueva Ley de Educación de Baleares que aprueba este martes el Parlament balear con los votos a favor del tripartito de coalición de socialistas, independentistas de Més y Podemos, con la socialista Francina Armengol, al frente. 

«Haremos todo lo posible para parar esta ley, la llevaremos al Tribunal Constitucional. Y, en todo caso, cuando tengamos responsabilidad de gobierno la derogaremos, por la libertad de todos los ciudadanos, por Baleares, y por España». Así lo ha anunciado este martes desde la tribuna del pleno del Parlament el diputado portavoz de Vox, Jorge Campos, en referencia a esta legislación impulsada por el tripartito del Ejecutivo balear.

Campos ha insistido en que el nuevo texto consolida más de 25 años de inmersión lingüística en las escuelas, al tiempo que ha advertido que «con la aprobación de esta ley, edulcorada con enmiendas parciales que no modificarán los fundamentos de la ley, los partidos que voten favorablemente serán corresponsables de impedirles un futuro próspero a las futuras generaciones, principalmente a las más necesitadas económicamente a quienes van a condenar a un sistema fracasado».  

El diputado y portavoz ha sostenido que la ley perjudica a las familias con menos recursos, «bajo el eslogan por una educación pública de calidad, gratuita y para todos, se esconde la condena a los sectores más desfavorecidos de nuestra sociedad».

Para Campos las posibilidades de éxito educativo, social y profesional  de esta población, «quedan lesionadas, por un sistema público de enseñanza donde los criterios de formación, los contenidos académicos, los saberes universales e incluso la privacidad han sido sustituidos por los criterios de titulación, la pseudocultura y la llamada educación emocional».

También Ciudadanos

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha anunciado también, por su parte, este martes su intención de denunciar la exclusión del castellano como lengua vehicular en Baleares, al considerar que, con esta medida, «el PSOE exporta a las Islas los atropellos lingüísticos nacionalistas en Cataluña». 

En un mensaje de Twitter recogido por Europa Press, Arrimadas ha asegurado que denunciarán «esta vergüenza hasta volver a ganar en la justicia los derechos que niegan políticos como Armengol».  Asimismo, en otra publicación, la líder de Ciudadanos ha explicado que, «mientras el PSOE implanta la política lingüística del separatismo en Baleares», en Cs están impulsando una misión de la Unión Europea «para investigar la discriminación de los alumnos».  «Ciudadanos seguirá defendiendo sus derechos en Cataluña, en toda España y en Europa», ha concluido.

Desde las filas del Gobierno autonómico, el conseller de Educación, el socialista Martí March, ha defendido para sorpresa y estupor de PP, Ciudadanos y Vox, que el nuevo marco educativo balear que consolida la erradicación del español de las aulas, es «un modelo lingüístico de éxito» recogiendo los fundamentos del modelo actual para «ser capaces de crear ciudadanos plurilingües». 

Lo último en OkBaleares

Últimas noticias