Alimentación

Los 7 peores alimentos para el corazón

malos para el corazón
Los alimentos fritos son malos para el corazón
Comentar

Una dieta sana y equilibrada compuesta por alimentos ricos en fibra, vitaminas y grasas saludables es la mejor para el organismo. Para proteger nuestro corazón debemos comer correctamente, es decir, dejar de lado aquellos alimentos bajos en grasas y azúcares. Si no lo tienes claro, te mostramos cuáles son los peores alimentos para el corazón y aquellos que no debes comer para desarrollar enfermedades coronarias.

Los peores alimentos para el corazón

Carnes procesadas

Las carnes procesadas tales como el jamón o las salchichas ofrecen un alto nivel de grasas saturadas que son perjudiciales para todo el organismo, especialmente para el corazón y pueden llegar a establecer problemas graves a la larga. Además, los alimentos procesados son ricos en sodio, que también afecta al corazón, en gran medida.

Bebidas con gas

La American Heart Association establece que las bebidas con gas y azúcar son consumidas por una gran parte de la población a diario. Esto produce sobrepeso y obesidad, y como tal, también afecciones importantes en el corazón. A ello se une la presión arterial alta, diabetes y muchas otras afecciones.

Patatas y otros alimentos fritos

Este tipo de alimentos son ricos en grasa, azúcares, calorías y sodio. En este sentido, las patatas fritas y otros muchos alimentos para picar son altamente perjudiciales para la salud. No debemos abusar de tales alimentos porque a la larga contribuyen a afectar al corazón. Una dieta baja en sodio protege nuestro corazón.

Dulces y bollos

Aunque nos encantan, especialmente a los niños, también son base de grasas saturadas que dañan la salud. Estos alimentos pueden consumirse de vez en cuando pero nunca a diario.

Margarina y mantequilla

Según datos de la OMS, “la ingesta de grasas saturadas debería representar menos del 10% de la ingesta calórica total, y la ingesta de grasas trans, menos del 1%; para ello, el consumo de grasas se debería modificar a fin de reducir las grasas saturadas y trans, en favor de grasas no saturadas, con el objetivo final de suprimir las grasas trans producidas industrialmente”.  En sustitución, podemos hacer uso del aceite de oliva que es altamente saludable, y va bien para aliñar y cocinar toda clase de alimentos.

Queso curado

El queso fresco y blando es realmente el que tiene menos calorías y podemos consumir de forma más frecuente. Ahora bien, el queso curado, aunque más gustoso, también tiene más calorías, proteínas y grasas saturadas.

Comidas procesadas, preparadas y congeladas

De la misma manera que los alimentos procesados, las congeladas suelen llevar muchos aditivos añadidos, grasas, sodio y mucho azúcar. No son por tanto aptos para diabéticos y a la larga podrían no solo dañar el corazón sino también el riesgo de ser diabético.

 

Últimas noticias