Mascotas

¿Cómo actuar si vemos a nuestra mascota vomitando?

mascota vomitando
Perro mascota vomitando

Cuando vemos a nuestra mascota vomitando, somos conscientes de que puede tener los síntomas de una enfermedad. ¿Cómo debemos actuar en esos casos?

En alguna ocasión puedes encontrar a tu mascota vomitando sin que hayas notado alguna anomalía con anterioridad. Es probable que solo haya comido de más o que haya realizado ejercicios después de alimentarse y se provoque el vómito. Sin embargo, debes atender el período posterior para detectar si se repite. Detectar las causas de los vómitos en tu mascota podría salvar su vida cuando se trata de una intoxicación o un virus. Lo ideal es recabar la mayor información posible y acudir al veterinario.

Mascota vomitando: posibles causas

Una intoxicación por vía cutánea, respiratoria u oral puede provocar vómitos. Si fue dentro del hogar, es probable que haya ingerido un alimento o bebido algún químico que encontró en su paso. También podría suceder por tener contacto con un alimento fuera de estado en la calle. Lo ideal es verificar cual fue el factor de intoxicación para que el profesional brinde el tratamiento adecuado lo antes posible.

Diferentes virus como el moquillo, parvovirus y otros son probables causas, en especial cuando se trata de cachorros. Por lo general, si encuentras a tu mascota vomitando por esta razón comenzarán a aparecer otros síntomas. Siempre la opción ideal es acudir en busca de ayuda de un experto animal.

Una dieta desequilibrada es otro de los factores frecuentes en vómitos de mascotas. Se produce una inflamación en el hígado o simplemente su organismo tiene dificultades para adaptarse a algún cambio en su alimentación. Identifica si hubo algún cambio en la marca o productos con los que se alimenta.mascota vomitando

Vómito amarillento en las mascotas

Es frecuente que encuentres a tu mascota vomitando un líquido amarillento después de las comidas. Esto se da porque padece de acidez estomacal y produce mayor cantidad de bilis de la adecuada. La mejor forma de actuar es regular la dosis de sus alimentos. Ofrecer menos cantidad en períodos más seguidos de tiempo.

Actitud frente a una mascota con vómitos

Si tienes dudas sobre el origen de los vómitos y notas que el animal se encuentra de buen ánimo, es probable que sea algo pasajero. Aleja el alimento durante 12 horas para que su estómago descanse, pero mantén agua a su alcance para evitar la deshidratación. Si se repiten los vómitos aún sin alimentarse, consulta a un profesional.

En los demás casos, la consulta urgente con un veterinario es fundamental. Se realizará un tratamiento acorde para tratar los síntomas, pero además se realiza el diagnóstico exacto de su patología.

Temas

Lo último en Mascotas