Perros

Citología vaginal en perras

Entre los tratamientos para nuestras mascotas está la citología vaginal en perras. ¿En qué consiste y para qué casos se lleva a cabo?

Citología vaginal
¿En qué consiste la Citología vaginal veterinaria?

La citología vaginal no es un procedimiento médico exclusivo para las mujeres, también es recomendable hacérselo a las perritas, ya que es una de las mejores maneras de conocer cómo se encuentra el estado reproductor de las mismas. Es una excelente técnica para detectar algún problema y poder actuar en consecuencia, con la brevedad requerida. Este procedimiento además suele ser muy accesible a nivel económico y permite saber en qué etapa del ciclo se encuentra el animal.

Citología vaginal en perras: ¿para qué se hace?

Como estamos viendo, la citología vaginal no es un procedimiento exclusivo que se les practique a las mujeres. Las perras también pueden ser sometidas a una citología, la cual va a permitir al veterinario no solo observar si hay algo extraño o anormal, sino también determinar en qué ciclo se encuentra el animal. Este procedimiento es particularmente útil para emplear la inseminación artificial.

El método es sumamente sencillo y muy accesible a nivel económico, por lo que es recomendable que los dueños de perritas pregunten por el mismo al veterinario. Los resultados obtenidos de esta citología son rápidos y confiables, permiten verificar al veterinario si hay variaciones hormonales. También es muy efectivo para determinar el estado de salud de las células epiteliales, es decir, si existe algún tipo de inflamación, infección o neoplasia en el área.Citología vaginal en el perro

La citología en perras también es un sistema muy utilizado para determinar si las mismas se encuentran en celo. Este procedimiento es empleado para hacer inseminaciones artificiales, localizando el mejor momento o etapa para que la técnica sea efectiva.

¿Cómo es la citología vaginal en perras?

La citología en perras es un método que cualquier profesional veterinario está en condiciones de hacer. Es sencillo, económico y confiable, consiste en introducir un hisopo esterilizado en el aparato reproductor de la perra. El hisopo debe ser introducido hacia el área dorsal de la vagina; una vez allí, el veterinario deberá palpar con cuidado el área y frotar con suavidad para la adhesión celular.

Después del procedimiento anterior, el veterinario retirará lentamente el hisopo, y lo colocará sobre una lámina especial previamente preparada. Esa lámina deberá ser analizada por un laboratorio y en pocos días el resultado estará nuevamente en manos del profesional.

El laboratorio, por su parte, deberá hacer un análisis entre las diferentes células del epitelio vaginal. Estas células se clasifican de la siguiente manera: parabasal, intermedia, superficial y anucleada.

La citología vaginal en perras es uno de los mejores procedimientos para curar la salud de estos nobles animales. Los resultados son rápidos, confiables y económicos. ¿Alguna vez le han practicado una citología a tu perrita?

Lo último en Mascotas

Últimas noticias