Manualidades

Cómo hacer bolsitas aromáticas

Secar unas cuantas flores naturales y mezclar con un poco de limón y unas gotas de aceite esencial, será suficiente para hacer unas sencillas bolsitas aromáticas.

cómo hacer bolsitas aromáticas
Aprende cómo hacer bolsitas aromáticas de forma fácil paso a paso

Tener bolsitas aromáticas o perfumadas es algo realmente funcional. Con ellas podrás perfumar los armarios o dependiendo del tamaño, puedes usarlas también para llevarlas dentro del bolso. Veamos entonces una guía de pasos en la que te explicamos, cómo hacer bolsitas aromáticas.

Las bolsitas aromáticas pueden servirte también para perfumar el coche, o para colocar dentro de los zapatos que guardas de temporada en temporada. Si las haces en casa, podrás elaborar tus bolsitas aromáticas del tamaño necesario y además, elegir para ellas las fragancias que más te gusten.

Pasos para hacer bolsitas aromáticas

  1. Para hacer bolsitas aromáticas, simplemente corta un rectángulo de tela, como muselina, algodón o encaje; lo doblas por la mitad y coses los lados, excepto el lado superior. Por aquí, de hecho, insertarás las flores, hierbas y otros elementos perfumados; una vez tengas llena la bolsita, puedes atar la bolsa con una cinta o un cordón.
  2. Por lo tanto, para las medidas, calcula el doble del ancho al final y con al menos medio centímetro para la costura. Por ejemplo, puedes hacer una bolsa de 10 centímetros de alto y 5 de ancho: en este caso, comienza el trabajo creativo a partir de un rectángulo que mida 10 cm de alto y 10,05 de ancho o 11 centímetros de ancho.
  3. Cuando ya tengas cosida la bolsita aromática, debes elegir las flores aromáticas que vas a insertar dentro.
  4. En el mercado puedes comprar flores secas y perfumadas, pero en caso de que desees secar tú las flores, procura recogerlas por la mañana, antes de que el sol suba demasiado, o por la tarde, cuando el sol se pone, por lo que cuando no hace demasiado calor ni el clima es demasiado húmedo, de modo que su aroma sea más intenso.
  5. Para secar las flores, tendrás que colgarlas boca abajo en la oscuridad y en lugar fresco si están bastante carnosas; otra opción (en el caso de que sean muy pequeñas y no demasiado voluminosas) es meterlas en papel de cocina y las colocas debajo de un libro pesado.
  6. Una vez se hayan secado las flores (pueden pasar días e incluso semanas), debes colocarlas dentro de un recipiente, sumando además cáscaras de limón, hierbas aromáticas, semillas, y especias, y mezclas bien.
  7. También puedes verter unas gotas de aceite esencial, pero no exagere para evitar las náuseas u otros efectos desagradables; o, puedes agregar un poco de raíz de iris picada o en polvo para que el olor dure más tiempo.
  8. Por lo tanto, para acabar de hacer las bolsitas aromáticas, inserta la mezcla de ingredientes en las bolsitas.

De este modo tan sencillo puedes elaborar tus propias bolsitas aromáticas, aunque si dudas en la fragancia que debes elegir, será bueno apostar por aquellos que son intensos pero sin «ahogar» como la lavanda, o también las rosas o manzanilla o prueba una mezcla de fragancias como las que se mencionan con otros aromas como el bálsamo de limón y la caléndula.

Lo último en ¿Cómo se hace?

Últimas noticias