Vox

Vox retrata en un vídeo cómo «un poco de pasta basta» para convertir a Irene Montero «en casta»

Vox retrata en un vídeo cómo "un poco de pasta basta" para convertir a Irene Montero "en casta".

Vox retrata a Irene Montero, ministra de Igualdad, por su última entrevista concedida a Vanity Fair en la que aparece posando como si de Tamara Falcó se tratara. Se trata de un vídeo subido por la formación de Santiago Abascal a su perfil de Twitter y que se ha hecho viral en las últimas horas.

«Un poco de pasta basta para convertir a un progre en casta», señala la formación conservadora en este mensaje junto a la palabra «Podemos» con emoticonos de dinero para ridiculizar la evolución social de Montero, desde un barrio humilde hasta el casoplón de Galapagar y, después de llevar ya nueve meses pisando a diario la moqueta de un Ministerio en el mismo Gabinete del que su pareja, Pablo Iglesias, es vicepresidente.

La ministra de Igualdad concedió una entrevista a la prestigiosa Vanity Fair en la lució varios modelos de marcas caras sin que mencionara en ningún momento la pandemia del coronavirus, que ha dejado hasta el momento más de 45.000 fallecidos y sigue dejando estragos en nuestra economía. Eso es algo que también ha querido destacar Vox a través de este vídeo en el que muestra imágenes de sanitarios atendiendo a pacientes por Covid-19 o las largas colas en las oficinas de empleo.

También se muestra la fiesta sorpresa que le montaron a Irene Montero sus asesoras y empleadas del Ministerio con motivo de su último cumpleaños o las declaraciones en las que reconocía que la expansión del coronavirus provocó menos asistencia a la pasada manifestación del 8-M. «Pero no lo voy a decir», aseguró la dirigente podemita en esta grabación.

Otra frase lapidaria con la que Vox retrata a Irene Montero es aquella que pronuncia durante un mitin electoral de Podemos: «En este sistema económico no se puede vivir bien». Esta frase poco tiene que ver con la imagen que pretende proyectar la ministra podemita en sus últimas entrevistas concedidas a Vanity Fair y a Diez Minutos.

«La Preysler de Galapagar»

«La Preysler de Galapagar» es el mote con el que se describió a Montero en el reportaje publicado esta semana. «Estoy descubriendo que la moda no es siempre impostura, también es una forma de expresar cómo eres», afirmó la dirigente de Podemos durante el reportaje.

Su relación con Pablo Iglesias, vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Podemos, fue uno de los ejes de la charla. Para una de las fotografías escogidas para este reportaje, a Irene Montero se la describió como «la política y mujer del vicepresidente Pablo Iglesias», una frase que no comulga con los valores feministas que tanto defiende la ministra de Igualdad.

La entrevistadora le preguntó a Montero sobre «una supuesta infidelidad de su pareja con una asesora», en alusión a Iglesias. «Quien se inventa esas cosas no conoce nuestra vida. Cualquiera que vea nuestra rutina se reiría mucho, como les ocurre a nuestros escoltas y a la gente que trabaja con nosotros», replicó la dirigente podemita.

Otras de las confesiones de la minsitra fue que sus hijos «comen con las manos». Este método es el conocido como Baby Led Weaning. Según la página web Natural Wean, este método se aplica en el momento en el que el bebé comienza a ingerir alimentos sólidos. Es aquí cuando los padres dejan al pequeño que coma con las manos de forma autónoma. La misma información indica que este método tiene beneficios tales como menos aversión a la comida, regulación de apetito o desarrollo de las capacidades motoras.

Lo último en España

Últimas noticias