Pactos postelectorales

Vox renuncia a entrar en el Gobierno de Aragón pero exige a C’s negociar el acuerdo

PP y Vox anuncian un principio de acuerdo para avanzar en la gobernabilidad en las 35 localidades donde la suma de ambas formaciones es suficiente para la investidura, como Almería o Pozuelo de Alarcón (Madrid).

Vox ha dado este viernes un paso adelante para permitir que haya un gobierno de centroderecha en Aragón. Tras la segunda reunión mantenida con el PP en el Congreso de los Diputados, el portavoz de la formación de Santiago Abascal en la Cámara baja, Iván Espinosa de los Monteros, ha afirmado que no exigirán su presencia en un Ejecutivo de Aragón compartido por PP, C’s y PAR, siempre que participen en el acuerdo de gobernabilidad. Y es que los naranjas se niegan a negociar con ellos.

"En Aragón no es imprescindible que Vox entre en el Gobierno si hay una acuerdo entre todas las partes para evitar que gobierne la izquierda. En Aragón tenemos menos representación que en otros territorios y hay más partidos, por lo que es más complejo. No vamos a dificultar las cosas si hay algún acuerdo razonable", ha declarado Espinosa de los Monteros, cuyo partido obtuvo 3 escaños en esta comunidad en las pasadas autonómicas.

El problema aquí para un Ejecutivo de centroderecha es el acuerdo que ya ha firmado el candidato socialista y actual presidente en funciones, Javier Lambán, con el PAR, una coalición todavía insuficiente que necesitaría bien a Ciudadanos, o CHA, Podemos e IU. Desde el PP confían en que los regionalistas reconduzcan su política de alianzas y regresen a su espacio ideológico natural.

Además, PP y Vox han anunciado un principio de acuerdo para avanzar en la gobernabilidad en las 35 localidades donde la suma de ambas formaciones es suficiente para la investidura, como Almería, Algeciras, Majadahonda o Pozuelo de Alarcón. "Serán equipos locales los que desarrollen los acuerdos programáticos en los distintos municipios. Estas conversaciones tendrán continuidad en los próximos días, de forma que se avance en el desarrollo de estos acuerdos programáticos", ha señalado el portavoz de Vox.

Llamar a C’s

En relación a la inexistencia de contactos entre Vox y Ciudadanos allí donde sus representantes y los del PP pueden arrebatar los gobiernos a la izquierda, Espinosa de los Monteros ha manifestado que él está "dispuesto a llamar a quien haga falta", si bien ha remarcado que "el problema no es quién llama, sino la voluntad de llegar a un acuerdo".

La representación de Vox ha estado encabezada por el propio Espinosa de los Monteros, mientras que por parte del PP  la delegación la ha liderado el secretario general de la formación, Teodoro García Egea.

Tras el encuentro del martes, García Egea pidió "generosidad" a Vox para poder "exportar a otras regiones y ayuntamientos" la ‘vía andaluza’, un acuerdo de gobierno entre PP y C’s que contó con el apoyo externo de Vox en la investidura para convertir a Juanma Moreno presidente de la Junta. Sin embargo, Espinosa de los Monteros insistió en que allá donde se les "excluya" del acuerdo, no podrán apoyar a los candidatos.

Así mismo, ambos partidos estudiaron el martes los puntos en común de sus programas con vistas a cerrar un boceto de acuerdo programático para los pactos postelectorales, sobre todo con la intención de buscar que Ciudadanos se una en ayuntamientos y comunidades. Esas medidas se centran sobre todo en el plano económico, incluyendo rebajas de impuestos —algo en lo que coinciden las tres formaciones— y creación de empleo, mediante la promoción, por ejemplo, del trabajo autónomo.

Lo último en España

Últimas noticias