Sémper acusa a Urkullu de "dar oxígeno a ETA" y olvidar a la gente por "ensoñaciones" estatutarias

ETA
Borja Sémper. (Foto: Flickr)

El portavoz del PP en el Parlamento vasco, Borja Sémper, cree que el lehendakari, Iñigo Urkullu, demuestra que su prioridad no es la gestión, sino "sus ensoñaciones" sobre un nuevo estatus para Euskadi. Además, ha señalado que, al marcar como uno de los objetivos de su programa de Gobierno el desarme de ETA, "de manera involuntaria, da oxígeno a la notoriedad mediática" de la banda.

En declaraciones a Europa Press, Sémper se ha referido al acto de presentación este pasado viernes por el Ejecutivo vasco de su programa para esta legislatura, en el que el lehendakari, Iñigo Urkullu, incluyó, entre sus prioridades, la consecución de un nuevo estatus y el desarme de ETA.

El dirigente popular ha manifestado que "la realidad de Euskadi del día a día y los problemas reales de la gente superan las ensoñaciones". En este sentido, ha afirmado que la Comunidad Autónoma Vasca "necesita algunas políticas y alguna gestión por encima de propuestas como el llamado nuevo estatus, que no está dotado de contenido".

El dirigente popular ha lamentado que "se pierda y de dedique un tiempo de oro a hablar de esta cosa indefinida", cuando se mantienen "una educación y una fiscalidad que necesitan reformas, una Ertzaintza que necesita acuerdo entre sindicatos y Gobierno", una televisión pública vasca que precisa de una "reforma profunda", y una Administración que tendría que ser "modernizada". "Pero de esto no se ocupa nadie", ha apuntado.

A su juicio, ayer Urkullu "demostró que, entre sus prioridades no está la gestión, sino sus propias ensoñaciones", algo que "es lamentable". Por ello, ha asegurado que su partido intentará "condicionar el debate" en la Cámara vasca para que "los protagonistas sean los temas que verdaderamente importan a la gente y los que transforman la sociedad".

Desarme etarra

También considera "sorprendente" que, en su programa, el Ejecutivo vasco plantee conseguir el desarme de ETA, y ha señalado que esto "compromete la credibilidad y seriedad de un Gobierno democrático". En este sentido, ha dicho que "la realidad objetiva es que ETA no está mostrando ninguna voluntad de disolverse y de entregar las armas".

Borja Sémper ha afirmado que la banda, en los más de cinco años transcurridos desde que anunciara el fin de su actividad, "lo único que han hecho es marear la perdiz y a aquéllos que se han dejado marear".

Por ello, ha pedido al lehendakari que "pase olímpicamente de la voluntad o no voluntad de ETA" porque, "si ETA no se desarma, será desarmada". "El Gobierno vasco, de una manera involuntaria, da oxígeno a la notoriedad mediática de ETA, y eso no puede ser", ha añadido.

Además, ha apuntado que "lo poco queda de ETA se ríe del Gobierno vasco" porque la banda "no quiere acordar nada" con el Ejecutivo autonómico, sino que pretende "una foto con el Gobierno de España" para lograr "algo que suene a acuerdo que dignifique su final". "A ETA le sobran tanto el lehendakari como el Gobierno vasco. Lo que no entendemos es cómo al lehendakari no le sobra ETA, y sigue entrando al trapo de estas cosas", ha concluido.

Lo último en España