Fracasan las concentraciones jaleadas por el PSOE y Podemos contra Ayuso

Las movilizaciones que han jaleado el PSOE y Podemos contra el Gobierno de la Comunidad de Madrid han sido un fracaso. Ciudadanos de diversos puntos de Madrid tales como los barrios de Carabanchel, Usera, Vallecas y Ciudad Lineal se han manifestado en contra de las medidas que la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha tomado para intentar frenar el avance del coronavirus. Sin embargo, la afluencia ha sido mucho menor de lo que se esperaba. La indignación con la que intenta jugar la izquierda para tumbar al Gobierno de Madrid no se ha plasmado en la calle.

Sólo las medidas para mantener la distancia social han permitido llenar los objetivos de las cámaras este domingo. La poca afluencia de ciudadanos a las concentraciones organizadas para protestar contra las medidas de Isabel Díaz Ayuso han dejado imágenes de unas decenas de personas protestando, por ejemplo en Sol. Lo mismo ha sucedido en el resto de barrios donde estaban convocados los ciudadanos, que han preferido pasar la mañana dominical de otra forma.

La gran noticia de este domingo en Madrid, la que ha acaparado titulares y aperturas de informativos, ha sido la imagen de 53.000 banderas de España ‘plantadas’ en el parque de Roma por voluntarios de la Asociación Nacional de Víctimas y Afectados por Coronavirus. Una forma de homenajear a los fallecidos por la pandemia y de protestar contra las mentiras de Sánchez, Illa y Simón.

Izquierda Unida ha lanzado un comunicado al que se han adherido distintos colectivos, partidos y sindicatos como CCOO y UGT quienes consideran la nueva normativa como «inútil y segregadora». Además, las protestas han ido encabezadas por pancartas con los hashtag #madridnosegrega o #salvemosvidas y ‘firmadas’ por Podemos y PSOE.

Fracasan las concentraciones jaleadas por el PSOE y Podemos contra Ayuso

Al grito de «más sanitarios y menos policía» las manifestaciones se han desarrollado a partir de las 12 de la mañana de este domingo. En los carteles que portaban los asistentes se podían leer frases tales como «Ayuso, abuso» o «Clasista e incapaz. Fuera Ayuso».

Las concentraciones responden a la idea extendida por los sectores de izquierda que sostienen que las restricciones de movilidad de Ayuso suponen un intento de segregación en el que los barrios más pobres son los perjudicados. Sin embargo, no mencionan que son los barrios más desfavorecidos los que se han visto más afectados por la pandemia y que la normativa sigue el criterio de elegir a los barrios con más de 1.000 contagios por 100.000 habitantes.

Los partidos que sustentan el Gobierno socialcomunista, PSOE y Podemos, han pasado de criticar las manifestaciones contra su gestión de la pandemia por «irresponsables» a protagonizar ellos las suyas propias. Además lo hacen en un momento crítico: cuando el número de contagios no deja de crecer y, precisamente, desde el Ejecutivo central se pide a Ayuso que confine la ciudad de Madrid.

El PSOE y Podemos pasan así de defender un confinamiento de Madrid este sábado, a alentar y participar en unas concentraciones este domingo en las que en muchos casos no se respeta la distancia de seguridad y se celebran en zonas donde la incidencia del virus está completamente disparada.

Presión del Gobierno

Las protestas llegan en un momento en el que el Gobierno de Pedro Sánchez presiona a Ayuso para  «revisar sus decisiones» y confinar la ciudad de Madrid planteando, incluso, la toma de control de la región.

Tras la reunión telemática de seguimiento del Coronavirus del ministro con el equipo de Sanidad celebrada este sábado, Illa aseguró que su intención es «estabilizar la curva en todas las Comunidades Autónomas para luego poder doblegarla». A pesar de que reconoció que las «comunidades han ido tomando medidas», el ministerio tiene una «gran preocupación por la situación de Madrid».

El ministro afirmó en sus declaraciones que el aumento de casos en Madrid supone un «riesgo para los madrileños y para las comunidades colindantes» y por ello dio un ultimátum a Díaz Ayuso para que revise sus restricciones  y las convertierta en generalizadas para la ciudad. Es decir, que los madrileños no puedan salir de la capital.

La presidenta ha asegurado que está dispuesta a confinar las zonas con más de 500 contagiados por 100.000 habitantes si esta norma se extiende al resto del país. 

Últimas restricciones

El imparable ascenso de contagios por coronavirus en la comunidad autónoma ha hecho que la presidenta Isabel Díaz Ayuso tome la decisión de limitar la movilidad en las zonas donde la incidencia acumulada supera los 1.000 casos por cada 100.000 habitantes.

En un primer momento, las primeras áreas confinadas parcialmente fueron las zonas básicas sanitarias están en los distritos de Carabanchel (Puerta Bonita, Vista Alegre y Guayaba), Usera (Almendrales, Las Calesas, Zofío, Orcasur y San Fermín), Villaverde (San Andrés, San Cristóbal, El Espinillo y Los Rosales), Villa de Vallecas, Puerta de Vallecas (Entrevías, Martínez de la Riva, San Diego, Numancia, Peña Prieta, Pozo del Tío Raimundo, Ángela Uriarte, Alcalá de Guadaira y Federica Montseny), y Ciudad Lineal (Doctor Cirajas, Ghandi, Daroca y La Elipa).

Además también se tomó las medidas restrictivas en Fuenlabrada (Alicante, Cuzco y Francia), Humanes de Madrid, Moraleja de Enmedio, Parla (San Blas e Isabel II), Getafe (Las Margaritas y Sánchez Morate), San Sebastián de los Reyes (Reyes Católicos) y Alcobendas (Chopera y Miraflores).
La Comunidad de Madrid anunció este viernes que a partir de este lunes se suman 8 nuevas zonas de barrios de la capital y municipios de la región. Las medidas, explica el Gobierno regional, van encaminadas a sortear un confinamiento total para frenar la expansión del coronavirus. El cierre íntegro de la Comunidad no está sobre la mesa.

Las 8 nuevas zonas afectadas por las limitaciones son: Campo de la Paloma (19.142 habitantes) y Rafael Alberti (21.826) en el distrito de Puente de Vallecas, Orcasitas (22.621) en Usera, Vicálvaro-Artilleros (20.517), y García Noblejas (22.963) en Ciudad Lineal. Fuera de la capital son Doctor Trueta (12.596) y Miguel Servet (30.198) en Alcorcón, y Panaderas (37.941) en Fuenlabrada. En total, 167.000 personas más, por lo que el número de afectados por las restricciones en todo Madrid superan ya el millón.
Para conocer si su zona se ha visto afectada puede consultar este mapa.

Lo último en España

Últimas noticias