Moción de censura

Cs autorizó la querella del PP contra su vicealcalde de Murcia por romper la custodia de documentos

El equipo de la coordinadora autonómica Ana Martínez Vidal lo supo con antelación y no puso freno a su socio

Los populares informaron a la cúpula regional de Cs que la querella era a título particular contra Mario Gómez

Murcia querella
Mario Gómez y Ana Martínez Vidal en rueda de prensa. (Foto: EP)

El equipo de la coordinadora autonómica de Ciudadanos en Murcia y candidata de la fallida moción de censura en la Región, Ana Martínez Vidal, supo con antelación y no puso freno a la presentación por parte del PP de una querella criminal contra el vicealcalde de Cs en el Ayuntamiento de Murcia, Mario Gómez, por presuntos delitos de «infidelidad en la custodia de documentos y violación de secretos» con motivo de una supuesta filtración a un medio de comunicación.

Una decisión de este calibre nunca se adopta sin conocerlo el socio de Gobierno, y así ocurrió en este caso, sostienen fuentes conocedoras de la relación entre PP y Ciudadanos en el Gobierno municipal. Además, los ‘populares’ informaron a la cúpula regional de los naranjas que la querella era a título particular contra Gómez, de Cs.

El Ejecutivo local saltó por los aires la pasada semana con la presentación de una moción de censura entre los naranjas y el PSOE contra el alcalde ‘popular’ José Ballesta. Un texto que llegó en paralelo a otra moción registrada por ambos partidos contra el presidente de la Región, Fernando López Miras (PP).

Las fuentes citadas afirman que, por ejemplo, dentro del equipo de Martínez Vidal fue advertido de la presentación de la querella el ex consejero de Transparencia del Gobierno de Murcia José Gabriel Sánchez Torregrosa, mano derecha de la coordinadora territorial de Cs, según tales fuentes.

Torregrosa fue cesado la pasada semana por López Miras tras la moción de censura. Y en su lugar fue designado Antonio Sánchez Lorente, número siete en la lista de Cs en las elecciones de 2019 y próximo a Isabel Franco, vicepresidenta de Murcia y ex líder regional de Ciudadanos.

Con la firma de Podemos

La querella del PP contra Mario Gómez se conoció el 3 marzo. Sin embargo, la presentación de la moción de censura impulsada por Ciudadanos y PSOE, suscrita también por Podemos, no tuvo lugar hasta el 10 de marzo. Una semana después. Los tres partidos tienen mayoría absoluta para que la moción prospere el próximo día 25. Gómez seguiría de vicealcalde y el socialista José Antonio Serrano tomaría el bastón de mando.

El PP de Murcia interpuso la querella contra Gómez, vicealcalde de Cs, por la «filtración de documentos custodiados por los servicios jurídicos» del Consistorio, según informó la formación de Ballesta en un comunicado. Los ‘populares’ aluden a «actos presuntamente delictivos cometidos por el edil», en este caso, delitos que se encuentran tipificados en los artículos 415 y 417 del Código Penal y que «podrían acarrearle penas de prisión de hasta tres años y de inhabilitación para ejercer cargo público de hasta cinco años».

El PP especificó que la querella se interponía de manera exclusiva contra Mario Gómez para no afectar al partido Ciudadanos ni al pacto de Gobierno, subrayando que la relación con el resto de concejales era «cordial y fluida». Los ‘populares’ tomaron esta decisión al sospechar que el vicealcalde habría filtrado información confidencial a un medio de comunicación sobre documentos custodiados por los Servicios Jurídicos municipales y sobre los que existías «diligencias abiertas por la Fiscalía».

Este material estaría relacionado con los tres gigas de informes sobre presuntos contratos menores irregulares que Gómez entregó a la UDEF después de que le fueran reclamados a raíz de la presentación ante la Policía de una denuncia por acoso el pasado octubre. El vicealcalde fue a la comisaría tras sufrir en su domicilio una pintada ofensiva cuyo contenido fue desvelado por OKDIARIO este miércoles. «Mario Gómez cabrón, paga la droga», decía el grafiti.

Aval del servicio jurídico

Desde la Alcaldía aseguran que «no hay ninguna causa judicial abierta, ni ningún cargo imputado», a diferencia del líder del PSOE murciano, Diego Conesa, y recalcan que «los servicios jurídicos han avalado con sus informes la tramitación que siguen los expedientes que impulsan los distintos servicios municipales».

Asimismo, el PP ha criticado que la «sombra de las presuntas irregularidades» de Gómez, quien inició su recorrido político en el PSOE de Los Alcázares para pasar después a UPyD, es «alargada» y «se remonta a cuando la dirección de su partido lo destituyó como delegado territorial de  Ciudadanos en Murcia ante el escándalo de las facturas en las elecciones de 2015, una decisión que Albert Rivera calificó de ‘ejemplar’».

Además, los ‘populares’ manifestaron que la dirección de Ciudadanos «ha tenido que llamar al orden y desautorizar a su portavoz Mario Gómez en numerosas ocasiones durante estos 21 meses de Gobierno municipal en coalición, por sus continuos ataques a su socio de Gobierno y su falta de colaboración e inacción dentro del equipo de Gobierno».

Lo último en España

Últimas noticias