La juez condena a un diario separatista por injuriar al presidente de Profesores por el Bilingüismo

Francisco Oya
El presidente de Profesores por el Bilingüismo, Francisco Oya, y el director del IES Joan Boscà de Barcelona, Ignacio García de la Barrera, que ha instado la persecución contra él.
Comentar

La titular del Juzgado de Primera Instancia número 8 de Barcelona ha condenado a un diario independentista, El Mon, por publicar un artículo que atentaba contra el honor del presidente de la asociación profesores por el Bilingüismo, Francisco Oya.

De acuerdo con la sentencia, el diario separatista deberá publicar un escrito de rectificación a una noticia que publicó el pasado mes de marzo, titulada “Estudiantes denuncian la homofobia y el machismo de un profesor ultra”. La información afirma que el profesor Francisco Oya es “próximo a los grupos de extrema derecha” y recoge supuestas declaraciones de algunos de sus alumnos del Instituto Joan Boscà de Barcelona que le acusan de hacer “comentarios homófobos, racistas y sexistas” en clase.

El diario independentista financiado por la Generalitat se negó a publicar el escrito de rectificación que le remitió el presidente de Profesores por el Bilingüismo, y ahora deberá hacerlo por orden judicial. La sentencia aún no es firme y cabe recurso contra ella.

Francisco Oya
El artículo publicado por un diario separatista para desacreditar al profesor Francisco Oya.

En su escrito de rectificación, Francisco Oya deja claro que no sólo es falso que esté vinculado a “grupos de extrema derecha”, sino que años atrás militó en el Partido de los Trabajadores de España (PTE-ORT), de obediencia marxista leninista maoísta, y en las últimas elecciones catalanas ha sido miembro de la candidatura de Unidos y Socialistas + por la Democracia, nacida a partir de una escisión de Podemos.

Adoctrinamiento en los libros de texto

El diario independentista se había limitado a seguir el manual según el cual son de “extrema derecha” todos los constitucionalistas que rechazan el proceso de independencia de Cataluña. El profesor Oya había sido señalado públicamente por el fotógrafo próximo a la CUP Jordi Borràs, que se dedica a lanzar “alertas ultras” en las redes sociales.

Los problemas del profesor Francisco Oya comenzaron cuando repartió entre sus alumnos de Bachillerato una recopilación de textos que acreditan el carácter racista y supremacista de algunos de los referentes ideológicos del nacionalismo catalán, como Francesc Macià, Enric Prat de la Riba, Daniel Cardona o el expresidente de la Generalitat Jordi Pujol Soley.

Varios alumnos simpatizantes de la CUP y ERC protestaron ante el director del Instituto, Ignacio García de la Barrera, quien llamó la atención al profesor Oya y le prohibió utilizar en clase cualquier documentación adicional ajena al libre de texto que se utiliza en el centro (cuyo autor es un dirigente de la ANC, Agustí Alcoberro).

Francisco Oya se negó a acatar esta orden, por considerar que vulnera su libertad de cátedra, protegida por la Constitución. Los mismos alumnos afines a la CUP presentaron entonces una nueva queja contra él, esta vez asegurando que hacía comentarios “comentarios homófobos, racistas y sexistas” en clase, algo que el profesor Oya niega rotundamente. También llegaron a desplegar, en el interior de la clase y en la fachada del centro, pancartas en las que le tachan de “fascista”, ante la completa pasividad del director.

“Fascista españolista rancio”

A petición del centro, la Generalitat envió hasta tres inspectores para comprobar las denuncias de los alumnos de Bachillerato contra el presidente de Profesores por el Bilingüismo, que se había mostrado en los medios de comunicación especialmente beligerante contra el adoctrinamiento nacionalista que se produce en los libros de textos.

Finalmente, la dirección del centro decidió apartar al profesor Oya de las clases de Bachillerato y la Generalitat le abrió un expediente disciplinario, basado únicamente en las acusaciones de un reducido grupo de alumnos independentistas.

Todo ello, mientras la cuenta de Facebook del Instituto Joan Boscà publicaba mensajes en los que se califica al profesor Oya de “fascista españolista rancio“. Su caso es uno más de los profesores constitucionalistas que han sufrido acoso y persecución por parte del Departamento de Educación de la Generalitat (y también de la prensa independentista), antes y después de la aplicación del artículo 155.

Cuando el diario independentista El Mon puso en marcha su campaña de descrédito contra el profesor Francisco Oya, algunos lectores respondieron difundiendo fotos y datos personales de su mujer en la misma web. Al igual que hicieron los independentistas en su campaña de acoso contra la mujer del juez Pablo Llarena, que se ha visto obligada a abandonar Cataluña.

El diario condenado es el mismo que publicó, en diciembre de 2012, el artículo en el que el actual presidente de la Generalitat, Quim Torra, califica a los españoles como “bestias carroñeras con una tara en el ADN”. La maquinaria del odio contra los españoles.

Últimas noticias