Viruela del mono

Un ‘agujero negro’ de 72 horas en Sanidad: Madrid se enteró por la prensa de los casos positivos

viruela del mono
Viruela del mono

En la Comunidad de Madrid no encuentran explicación a que el Ministerio de Sanidad no haya comunicado ni un sólo resultado de las pruebas de viruela del mono a sus técnicos de Salud Pública en 72 horas: las que transcurrieron entre el mediodía del viernes 20 y el mediodía del lunes 23 de mayo. Pero lo que realmente ha soliviantado a los responsables sanitarios implicados en cortar la trasmisión del brote es que se enteraron de los resultados por la prensa. Sanidad informó antes a los medios de comunicación que a quienes trabajan sobre el terreno contra la viruela del mono. Como respuesta, Madrid va a empezar a analizar las muestras en el hospital Zendal.

Un auténtico ‘agujero negro’, un silencio que se extendió durante todo un fin de semana y en el que los responsables del servicio de epidemiología de la Dirección General de Salud Pública de la Comunidad de Madrid estuvieron a ciegas. En esas 72 horas, explican, Madrid no dejó de remitir a Sanidad muestras de pacientes sospechosos de haberse contagiado de la viruela del mono, pero no obtuvo respuesta.

El viernes al mediodía se cortó la comunicación por parte de Sanidad. Madrid no volvió a tener datos hasta el lunes al mediodía. Pero los tuvo a través de la prensa, ya que la nota de Sanidad con los resultados actualizados de contagios llegó antes a las portadas y boletines informativos que al departamento de técnicos madrileños que se ocupan de atajar el brote.

El consejero de Sanidad madrileño, Enrique Ruiz Escudero, trasladó esta situación a la ministra de Sanidad, Carolina Darias, durante la reunión de la Comisión Interterritorial del Sistema Nacional de Salud  (CISNS). En términos contundentes, el responsable de la salud madrileña del Gobierno de Isabel Díaz Ayuso le planteo la sorpresa ante el hecho de que Madrid tuviese las mismas cifras de contagiados el viernes por la tarde que el lunes por la mañana. Especialmente en un momento tan crítico para un brote como es el de la primera semana de detección.

Retrasos

Además, la Comunidad de Madrid se está empezando a impacientar con la lentitud con la que el Ministerio de Sanidad está respondiendo al brote de la viruela del mono. Madrid, con 51 casos positivos, aún está a la espera de conocer el resultado de 43 pruebas PCR que realiza Sanidad en un laboratorio a su cargo. Hay incluso pruebas del pasado jueves 19 de mayo cuyo resultado aún no se ha notificado al servicio de epidemiología de la Dirección General de Salud Pública.

Sin resultados a tiempo, dice Madrid, está siendo imposible «cortar las cadenas de transmisión» del virus y atajar el brote.  Fuentes del servicio de Salud de la Comunidad de Madrid explican con claridad la importancia clave que supone entregar a tiempo los resultados de las pruebas PCR que se efectúan a los casos sospechosos de viruela del mono. Ponen un ejemplo: Madrid sólo pudo clausurar el pasado viernes la sauna gay Paraíso, origen de uno de los brotes como adelantó OKDIARIO, una vez que tuvo confirmación de que «al menos once casos positivos» habían estado en este centro. Sin esa confirmación, Madrid tiene las manos atadas para actuar. De ahí que hayan anunciado desde la Comunidad la apertura del hospital Zendal para realizar sus propias pruebas PCR y evitar el cuello de botella.

Quien le debe comunicar esos datos con la mayor premura posible, explican, es el propio Ministerio de Sanidad. Y no está ocurriendo así. Se está dificultando, dicen, las ya de por sí complejas tareas para cortar la transmisión del virus allí donde se producen «encuentros» de riesgo.

«Descontrol»

Desde la Comunidad de Madrid califican esta situación de «descontrol» por parte del Ministerio de Carolina Darias. Un escenario similar al que se vivió durante muchas etapas de la pandemia del coronavirus y que vuelve a replicarse ahora con la viruela del mono.

Además, explican, el retraso de la notificación de los test a las muestras sospechosas está afectando gravemente al rastreo de casos. Las pruebas se realizan íntegramente en el laboratorio del Centro Nacional de Microbiología (CNM) del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), que depende del Ministerio de Ciencia e Innovación de Diana Morant, pero que reporta directamente a Sanidad. Por ello, Madrid ha decidido activar los laboratorios del hospital Isabel Zendal para que las muestras de pacientes sospechosos de infección por viruela del mono se procesen y analicen allí. Lo anunció este miércoles el consejero madrileño Ruiz Escudero.

Lo último en España

Últimas noticias