Seguidores de Joventut sacaron una estelada y les respondieron con banderas y cánticos

El Palacio silencia a los independentistas: “¡Que viva España!”

España

La segunda semifinal de la Copa del Rey de baloncesto se vio salpicada por una disputa dialéctica entre las aficiones de Real Madrid y Divina Seguros Joventut, con el nacionalismo de por medio. Aficionados del equipo catalán sacaron banderas esteladas en las gradas del Wizink Center de Madrid, en el transcurso del partido, en forma de protesta y reivindicación, pero se encontraron con la respuesta de un importante sector de la afición presente, en su mayoría madridista y de la propia Penya, que decidieron competir con las banderas de España y cánticos a favor de la unidad del país. 

“¡Que viva España!”, respondieron cantando desde uno de los fondos del Palacio de los Deportes de Madrid a la presencia de una estelada en el sector de la afición de la Penya, donde mezclaron política y deporte en medio de una reivindicación arbitral. Desde el propio grupo de aficionados del Joventut contestaron a sus ‘colegas’ extendiendo una bandera de España y acompañando así al resto de seguidores que silenciaron el conato de reivindicación independentista. Entre los incondicionales del Joventut se encontraba la Penya Verdinegra Madrid.

Las banderas de España se impusieron rápidamente en las gradas antes de que el partido volviera a centrar el interés mayoritario de los aficionados y guardaran sus respectivos emblemas para volver a disfrutar de un gran espectáculo como el que estaban brindando Real Madrid y Divina Seguros Joventut en toda una semifinal de la Copa del Rey de baloncesto.

Últimas noticias