Para intentar acabar con los problemas en el húmero

Márquez volverá a pasar por el quirófano para operarse por cuarta vez del brazo

Marc Márquez
Marc Márquez, en el box de Honda. (AFP)

Durante todo el fin de semana corría el rumor por el paddock de que Repsol Honda podía anunciar algo. Finalmente ese anuncio se ha producido tras la clasificación del GP de Italia de MotoGP y los peores presagios se han confirmado. Marc Márquez ha comunicado en una rueda de prensa conjunta con Alberto Puig, team manager de Honda, que volverá a operarse del brazo por cuarta vez para intentar solucionar de una vez por todas sus problemas y se podría perder el resto de la temporada.

El calvario empezó en Jerez 2020 mientras intentaba lograr una remontada histórica. Cuando parecía que podía lograrlo se fue al suelo y se rompió el húmero de su brazo derecho. Tras una primera operación en la que le fijaron la fractura con una placa, el de Cervera intentó reaparecer cuatro días después pero se subió a la moto y tuvo que abortar la misión en su primer intento. Luego vinieron otras dos cirugías para intentar colocar esa placa que se le había roto tras un mal gesto abriendo una ventana.

Márquez no gana para disgustos. Desde que regresó a los circuitos en el GP de Portugal 2021 no ha terminado de reencontrarse con su mejor nivel. Pese a que ha conseguido algunas victorias desde su regreso, Marc no ha logrado sentirse a gusto. Las molestias que arrastraba en ese brazo derecho le han lastrado durante todo este tiempo y no le han permitido pilotar como a él le gusta, como así lo demuestran los resultados obtenidos.

En este GP de Italia volvió a sufrir una nueva caída cuando se veía con confianza de pelear por la pole. Desgraciadamente la Honda no estaba rindiendo como se esperaba y Márquez tampoco estaba pilotando como le gusta, es décimo en el Mundial a 48 puntos del líder, Fabio Quartararo. Su objetivo en pretemporada era pelear por el título pero las molestias le han impedido rendir a su mejor nivel y ha decidido pasar por quirófano por cuarta vez, a ver si así consigue poner punto y final al calvario de una vez por todas.

«Márquez dejará de competir»

«Estamos aquí porque tenemos un anuncio que realizar. Como recordaréis hace 18 meses Marc tuvo su última intervención quirúrgica en el húmero derecho. Desde entonces ha sido un proceso muy largo de rehabilitación, de trabajo con su equipo médico en Madrid. Hemos hecho bastante progreso. Desgraciadamente su posición en la moto sigue sin ser lo que necesita él para pilotar como desea pilotar y llegar a sus expectativas en un fin de semana de MotoGP. Después de analizar la situación con los médicos, ayer recibimos las noticias de que se puede hacer una intervención quirúrgica porque el hueso ya está preparado, en el pasado no lo estaba porque estaba muy blando. Por esa razón Marc dejará de competir momentáneamente después de este gran premio y se someterá a esta operación en Estados Unidos», anunciaba Alberto Puig.

«Es un periodo muy largo, de mucho sufrimiento y queremos darle las gracias por sus esfuerzos durante todo este tiempo porque ha sufrido mucho. Creemos que llega en el momento adecuado. La operación consistirá en la extracción de material de osteosíntesis en el hombro derecho conjuntamente con una osteotomía humeral para mejorar el movimiento de rotación externa del brazo y fijar la estabilidad del hombro. Eso es exactamente lo que van a realizar. Ahora estamos en Italia y queríamos que la supierais», prosiguió Puig, team manager de Honda.

«No tenía sentido seguir»

Tras el anuncio, Marc Márquez explicó los motivos de su decisión: «En octubre lo analizamos con lo de la diplopía, pero el hueso no estaba listo y el riesgo era alto. Di prioridad a mi vida. Pero en Jerez ya vi que no podía seguir compitiendo. Ahora se vio que el hueso está soldado. Contactamos con Sotelo, vieron mis huesos en 3D y la rotación es grande. Decidimos parar. Esta operación es por mis objetivos, quiero seguir este camino. Hay muchos sacrificios, pero seguro que habrá recompensas».

«Una de las cosas que más me tranquilizó es que no me dijeron: ‘decide tú’. Me ayudaron a tomar la decisión. Estaban más asustados con la tercera operación, por la infección, pero sigue siendo una operación complicada», aseguraba el piloto español para luego añadir que no ha podido «hacer una sola carrera al cien por cien. No tenía sentido seguir. Cuando te dicen: ‘Esto está peor de lo esperado’… El martes cogeré un vuelo. Tengo 29 años y creo que aún puedo dar mucho a Honda y al motociclismo».

«Si decido operarme es porque soy una persona ambiciosa y estoy preparado mentalmente. La vida no está para cobardes. Me sigo evadiendo del mundo. No hay miedo, pero con una limitación tan grande decido la mejor opción. Sigo sintiendo la pasión y es mi estilo de vida. Parar y tirar la toalla ha estado cerca. Quiero luchar por los objetivos que me marco, siempre y cuando esté dentro de unos límites, porque ahora los estoy sobrepasando. La pasión sigue siendo más grande que el sufrimiento. Ahora el sufrimiento es más grande que la diversión. Hay solución. Vamos a volver fuertes», concluyó el ilerdense.

Lo último en Deportes

Últimas noticias