Estudian presentar un ERTE

Barcelona y Atlético sufren sin el dinero de la taquilla

El FC Barcelona y el Atlético de Madrid no son capaces de sufragar los gastos momentáneos sin el dinero de las taquillas de los estadios. Ambos clubes se ven obligados al ERTE para solucionar sus problemas económicos durante la crisis del coronavirus

Barcelona y Atlético sufren sin el dinero de la taquilla
Josep María Bartomeu y Enrique Cerezo durante un partido entre el Atlético y el Barcelona (AFP).

Las cuentas de FC Barcelona y el Atlético de Madrid se resienten demasiado durante el imprevisto parón del fútbol, provocado por el coronavirus. Culés y rojiblancos, pese a presentar unos ingresos superiores a los del resto de equipos de la Liga Santander, junto con el Real Madrid, son los que más están sufriendo las consecuencias del cese momentáneo de la competición. Una situación que todo apunta que les obligará a presentar sendos ERTEs durante los próximos días.

El gran porcentaje de masa salarial que acumulan ambos equipos, ha provocado que la estructura financiera de ambos conjuntos se tambalée durante el estado de alarma que se vive en España. Ni blaugranas ni atléticos son capaces de sobrevivir a esta crisis sin ingresar un sólo euro por la explotación de sus estadios.

Se calcula que el Barça pierde entre 50 y 60 millones de euros por tener el estadio un mes cerrado. Las taquillas suponen un ingreso considerable para los blaugranas, pero también hay que contar con el gasto de los aficionados en productos oficiales del club o en el ‘Tour del Camp Nou’. Se estima que por cada partido que permanece el estadio cerrado perderían unos 12 millones de euros.

Una situación que obliga a los barcelonistas a ir al ERTE, rebajando significativamente el sueldo de los jugadores de su plantilla. El total de gasto en sueldos y amortizaciones rondaba el 70% que recomienda no superar la ECA y en este parón están sufriendo las consecuencias del tremendo despilfarro ocasionado en los últimos años.

El Atlético, cerca de una crisis similar

También se reduce considerablemente el presupuesto del Atlético de Madrid en lo que a taquillas se refiere. Aunque el impacto económico es menor que el en caso del Camp Nou, al contar con 30.000 localidades menos, el conjunto rojiblanco está estudiando las medidas que debe tomar para no poner en riesgo la estabilidad económica del club.

Desde la directiva del club estimaban tener unos ingresos para la presente campaña de 500 millones de euros. Sin embargo, la considerable montante que está en el aire por derechos televisivos, les obliga a tirar con lo recaudado hasta el momento y no les llega para afrontar los pagos.

Los colchoneros también rozan lo recomendable por la ECA respecto al límite salarial, consecuencias de tener al entrenador mejor pagado del mundo en sus filas, que -con un sueldo bruto cercano a los 50 millones- supone un 10% del total de ingresos. Dadas estas cantidades, el conjunto rojiblanco se verá obligado también a reducir durante este parón el sueldo de sus miembros, con un ERTE que ya planean en el Metropolitano.

Lo último en Deportes

Últimas noticias