crisis energética

Armengol castiga a los transportistas de Baleares congelando la ayuda de cinco millones que prometió

Dos meses después de anunciarlas ni tan siquiera ha tramitado su publicación para solicitarlas

La patronal del sector convoca una cumbre el martes para adoptar medidas: "La gente está muy nerviosa"

"No queremos, y más en plena temporada, dejar desabastecidas las Islas", afirma su presidente

Los transportistas de Baleares reclaman una rebaja de impuestos y que se aceleren las ayudas

Armengol transportistas Baleares
Ezequiel Horrach, presidente de la Agrupación del Transporte de Mercancías de Baleares con la presidenta Armengol.

Los transportistas de mercancías de Baleares están contra las cuerdas ante el alza indiscriminada del precio del combustible (1,90 euros de media el litro de diésel y dos el de la gasolina 95) y la dejadez del Ejecutivo balear de coalición de socialistas, independentistas de Més y Podemos, liderado por Francina Armengol, que dos meses después de anunciar en marzo el acuerdo para habilitar un paquete de ayudas directas al sector por 5,5 millones de euros, ni tan siquiera, lo ha publicado oficialmente para que más de 7.000 profesionales puedan iniciar los trámites para su solicitud.

Todo ello después de que el conseller de Movilidad, el socialista Josep Marí, se hiciera la foto a la firma de aquel acuerdo, sacando pecho de que Baleares era la primera comunidad autónoma en crear una línea específica de ayudas para el transporte, alabando que la presidenta Armengol conceda ayudas directas a los sectores afectados «y horas después ya las pone en práctica». Dos meses después de esas manifestaciones, el Govern ni tan siquiera ha abierto la ventanilla a los afectados.

Ante esta situación, el presidente de la Agrupación de Transportes de Mercancías de Baleares-FEBT, Ezequiel Horrach, ha convocado un junta extraordinaria de la entidad para el próximo martes con el fin de estudiar las medidas a adoptar. En declaraciones a OKBALEARES, Horrach, lamenta esta situación e insta al Govern «a decirnos algo, porque la gente está ya muy nerviosa».

«Estamos en una situación realmente crítica, porque hay mucho trabajo y cuanto más trabajo hay, más gastas, porque el combustible no para de subir y la gente se está poniendo muy nerviosa», reitera Horrach. Aunque el principal portavoz de los transportistas, fue reacio a avanzar nada hasta que no se celebre la cumbre del próximo martes, si que reconoció que «la gente está caldeadita».

«No queremos, y más en plena temporada, dejar desabastecidas las Islas porque la gente no se lo merece, pero algo tendremos que hacer, porque vamos a tener que incrementar precios. Cada vez sube más el gasoil y nosotros no podemos seguir así. El problema es que todo esto, al final, en quien repercute es en el consumidor».

Tras subrayar que el problema «es bastante grave», el portavoz de los transportistas calificó de «injustificable» el retraso en la tramitación de las ayudas del Govern de Armengol de entre 1.000 y 2.000 euros por vehículo.

«Nosotros hemos seguido trabajando sin estas ayudas, pero ya la situación se ha agravado mucho, y si no sabemos cuándo vamos a recibir ese dinero, pues aún peor, porque después habrá que tramitar las solicitudes».

Lo último en OkBaleares

Últimas noticias