8M - Día Internacional de la Mujer

Un grupo de monjas se une a la huelga feminista: "Contra los techos de cristal dentro y fuera de la Iglesia"

Un grupo de monjas se suma a la huelga feminista del 8 de marzo con un vídeo de apoyo a la movilización por el Día Internacional de la Mujer.

Un grupo de once religiosas españolas han difundido un vídeo en el que se suman a la huelga feminista de este viernes 8 de marzo. "También las monjas españolas nos sumamos a la huelga feminista 2019, lo hicimos el año pasado y lo haremos este año" dice una de las consagradas. 

La primera en hacer acto de presencia es la también teóloga Pepa Torres que subraya que hará huelga feminista "por el fin de la violencia y contra la pobreza de las mujeres dentro y fuera de la Iglesia". Su compañera de vocación, Maite Zabalza también participa en el vídeo: “Las monjas nos sumamos a la huelga feminista, lo hicimos el año pasado, lo haremos este año y lo seguiremos haciendo hasta que se acabe con el racismo institucional contra las mujeres”.

También se ha adherido a la causa feminista la religiosa Teo Arranz cuyo deseo es que la huelga sirva “para que se acabe de una vez la violencia que se ejerce contra el cuerpo de las mujeres”. Por su parte, Teresa Pascual asegura que su huelga “concreta y violeta” es para “reclamar la equidad sin techos de cristal dentro y fuera de la Iglesia” y para decir “basta ya a la violencia contra las mujeres”.

Mercedes Navarro, por su parte, explica que es monja y que se suma a la movilización feminista del 8M "como mujer y feminista" porque quiere terminar con el "sistema del patriarcado".

"Las religiosas nos sumamos a la huelga feminista y lo seguiremos haciendo hasta que nos sea reconocida la dignidad y la igualdad de mujeres", añade la monja Ana Rubio. Mientras, Teresa Martín ofrece sus propios motivos para ir a la huelga: "Son muchas las vejaciones que sufrimos las mujeres".

Pura López denuncia la "situación de inferioridad que viven las mujeres respecto a los hombres" y considera que el paro feminista "está más que justificado". Por otro lado, Concha Gómez invita a seguir apoyando la huelga del 8 de marzo "mientras no exista una igualdad real"; y Laura Guillén asegura que hará huelga y participará en la manifestación hasta que las mujeres no vivan en un "plano de igualdad en la sociedad y en la Iglesia, donde tanta falta hace". También se une a la huelga la religiosa Macu Gómez, por las mujeres que “claman por la igualdad dentro y fuera de la Iglesia”.

Lo último en Sociedad