Por qué tengo la piel grasa

por qué tengo la piel grasa
Piel grasa

Hay diferentes tipos de piel. Pueden ser grasas, secas o mixtas. La que resulta más sencilla de identificar puee ser la primera, ya que notarás como el rostro aparece con más brillo y suele tener más tendencia a presentar puntos negros y granos. En el caso de la pieles mixtas cuentan con una parte del rostro más grasa, que engloba a la frente, nariz y barbilla. En este artículo te explicaremos por qué tienes la piel grasa.

Motivos por los que aparece la piel grasa

Este tipo de piel suele ser algo que heredamos. Así que si aprecias que tus abuelos y padres presentan un rostro abrillantado, lo más probable es que se trate de un motivo genético.

Pero sin embargo, el principal motivo para tener una piel grasa suele ser el sobrepeso y una alimentación poco adecuada. Aquellos que comen con bastante regularidad embutidos, cordero, carne de cerdo o carnes grasas suelen presentar también una piel grasa. Y es que estos alimentos provocan con el paso de los años que tengamos un cutis graso y que no resulta tan sencillo de eliminar. Lo primero que debes hacer es modificar la dieta e incluir en tu alimentación diaria las frutas y verduras, que reducen el sebo e hidratan la piel.

La piel grasa también suele ser un síntoma de una enfermedad hormonal. Entre ellas se encuentran la diabetes, resistencia a la insulina, ovarios poliquísticos o problemas con hormonas de las tiroides. Para acabar con este contratiempo es importante visitar la consulta del médico para identificar la enfermedad o desorden hormonal. A partir de ahí se podrá iniciar el tratamiento y los resultados no tardarán en llegar.

El estrés provoca grasa en la cara

Aunque parezca un tanto raro, el estrés también puede ser un motivo para provocar la piel grasa. Y es que la mayoría de personas llevan un estilo de vida muy agitado. El estado de ansiedad puede modificar el ciclo natural del cuerpo, de ahí que en muchas ocasiones se pueda lucir una aspecto más brillante en el rostro. En este sentido te proponemos que intentes buscar una actividad que te relaje, al margen del trabajo y de la familia. Lo importante es que durante unos minutos puedas desconectar de las exigencias del día a día.

Otro aspecto que origina la piel grasa es la falta de sueño. Aparece sobre todo cuando dormimos pocas horas o la calidad del descanso no es la más adecuada. Intentaremos dormir cada día una media de ocho horas.

 

Lo último en Salud