Coronavirus

Coronavirus: alquiler de mascotas para pasear

En medio de la pandemia del coronavirus, una de las ideas que se ponen en práctica es el alquiler de mascotas. ¿Cómo evitar esta situación?

Coronavirus: alquiler de mascotas
Coronavirus y las mascotas

La creatividad de las personas siempre sorprende, y en las situaciones de crisis parece que se agudiza. ‘Hecha le ley, hecha la trampa’ dice un conocido refrán, y tiene buena aplicación en estos tiempos.  El estado de alarma exige justificaciones para salir de casa, son muy precisas y determinadas.  Los agentes de las fuerzas del orden patrullan las calles, y se hace difícil evadir la ley.  En este entorno, algunas personas han puesto en alquiler a sus perros. Con ello, alguien que no tenga motivo para salir, alquila uno de estos canes y sale.

¿Cómo funciona el sistema de alquiler de perros?

El paseo del perro durante un rato cada día es motivo de autorización para circular en la calle. Los perros tienen rutinas de salidas que deben mantenerse. De no ser así, su salud y su comportamiento pueden afectarse. Cualquier persona que lleve un perro a su lado tendrá justificada la salida. 

Hay avisos de alquiler de perros publicados en varias plataformas. El interesado  encuentra el aviso,  paga y sale con el perro alquilado. Luego lo devuelve a su hogar.

¿Y la protección de las mascotas?

Se ha denunciado que esta actitud vulnera los derechos de los animales. El Partido Animalista PACMA se ha convertido en el portavoz de los indefensos animales que son utilizados de esta manera.

Este partido entiende que cometen delito tanto quienes ofrecen en alquiler como quienes lo usan para salir.  Si se valoran las intenciones, en ambos casos hay una clara intención de fraude. Se intenta  vulnerar el estado de alarma. Y en el medio están los animales, usados deshonestamente como instrumentos para esta violación de las normas.Coronavirus y mascotas

¿Podrán las autoridades controlar esta acción?

Un hombre o una mujer que pasea un perro, eso es lo que ve el guardia civil o la policía.  No hay tiempo de investigar si el perro es de quien lo lleva. Además, hay personas imposibilitadas de salir que entregan sus perros a amigos o vecinos. El tema no es fácil de resolver. Es más una cuestión de ética y de respeto a las normas y a los perros que de controles.

Algunos de los que han publicado estos avisos los han retirado argumentando que se trataba de bromas. Y puede que sea así. Pero lo cierto es que el tema ha conmovido a los protectores de los animales.

Los animales son sujetos de derechos y no es ético usarlos para lucrar o evadir normas.  Si tienes un perro, cuídalo y quiérelo, pero no lo uses de esta manera. Y si estás cansado de estar encerrado, hay que mantenerse en calma y tener paciencia. No hay otra solución.

Lo último en Mascotas

Últimas noticias