Rus compró a 150 euros la unidad decenas de miles de bombillas led que valen 75

Alfonso-Rus
El expresidente de la Diputación y expresidente del PP en la provincia Alfonso Rus. (Foto: EFE)

La Diputación de Valencia pagó 150 euros por cada bombilla led para farola comprada para los ayuntamientos de la provincia cuando su precio en el mercado es notablemente inferior, según ha podido constatar OKDIARIO. Este digital pidió precio por una única bombilla al mismo proveedor de tres de los adjudicatarios, la empresa Asdeled, que la ofreció a 94 euros, una cantidad netamente más baja de la cobrada a la Diputación valenciana, pero que, según aseguró una fuente del sector, no pasaría de 75 en caso de una compra masiva al aplicar un importante descuento.

Teniendo en cuenta que la institución que presidía Alfonso Rus adquirió decenas de miles de bombillas, su precio, al tratarse de una compra a gran escala y una facturación millonaria, nunca debió pasar de los 75-80 euros, y sin embargo la institución las pagó a 150, con un coste final de 30 millones de euros. Este es uno de los contratos denunciados ante la Fiscalía Anticorrupción por la diputada de EUPV Rosa Pérez.

Los aspirantes al concurso convocado por la Diputación que ofrecieron la misma bombilla a 75 euros fueron rechazados

El mayor beneficiario de este macrocontrato fue Vicente Quilis, propietario de la sociedad Inelcom, que de la mano de la Diputación se convirtió en la estrella de las empresas que introdujeron el alumbrado led en los municipios valencianos. Más de 170 poblaciones cayeron bajos sus redes, bajos sus luces, con más de 13 millones facturados al erario público gestionado por Rus.

El plan era costeado por la Diputación con fondos estatales. La institución se convirtió en central de compras. La operación adquirió tintes de sospecha al conocerse que el ya ex presidente, Alfonso Rus, se puso en contacto con Quilis para hablar de este contrato un año antes de publicarse los pliegos del concurso celebrado en 2012.

La empresa fichó como agentes a ex cargos del PP valenciano para que convencieran a los alcaldes de sumarse al plan de bombillas gratis pagadas a precio de oro por la Diputación de Valencia, pero, eso sí, que eligieran la bombilla de Inelcom.

Dirigentes socialistas afirman que algunos ofertantes fueron rechazados por ofrecer la misma bombilla por 75 euros y sostienen que se inflaron artificialmente los precios.

Incluso algunas de las empresas admitidas como proveedoras eran más baratas, pero esto no fue motivo para que Rus eliminara a Inelcom como contratista, ni para que la recomendaran los comerciales del PP. Pero más extraño fue que Rus consintiera una trampa evidente: tres de los empresarios contratados para surtir de bombillas usaban el mismo modelo y del mismo fabricante, la BF45SKIGH de Asdeled, y cada uno cobraba un precio distinto a la diputación: 159 euros, 157 euros y 134 euros. Hoy, tres años más tarde, este diario ha conseguido la misma bombilla por 94 euros, sin regatear por compras masivas. Obviamente, esto hacía el precio de Inelcom irreal.

Rus compró a 150 euros la unidad decenas de miles de bombillas led que valen 75

Rus forma hoy parte de los investigados por la trama de corrupción que salpica al PP de Valencia, donde se mezclan comisiones por obras, donaciones ilegales y blanqueo de capitales y ha llevado al juzgado a todo la corporación popular
valenciana, salvo a su ex alcaldesa Rita Barberá, a pesar de ser una de las autoras de las donaciones bajo sospecha. Unas donaciones que compensaba en b un miembro de su equipo municipal.

Desde Anide, la asociación de industrias de led, se advierte que este sistema de bombillas no guardaba los estándares de calidad y seguridad exigibles y esto afectaría a la duración de su vida útil.

Lo último en Investigación

Últimas noticias