El alto cargo de la Generalitat que da plantón al Rey viajó a Israel para montar el CNI catalán

1-O
Jordi Puigneró, conseller de Administración Pública.

El alto cargo de la Generalitat que ha decidido dar plantón al Rey Felipe VI en la inauguración del Mobile World Congress realizó en noviembre de 2016 un polémico viaje a Israel para impulsar la creación del CNI catalán, los "servicios de inteligencia" del Ejecutivo catalán.

Como secretario de Telecomunicaciones de la Generalitat, Jordi Puigneró es el máximo responsable de la agencia de ciberseguridad Cesicat, que ha jugado un papel clave en la organización del referéndum ilegal de independencia del 1-O. Pese a ello, Puigneró ha mantenido su cargo y su sueldo público durante la aplicación del artículo 155.

Jordi Puigneró encabezó en noviembre de 2016 una delegación de la Generalitat a Tel Aviv para asistir a una feria internacional de ciberseguridad, la Israel Homeland Security & Cibersecurity. Junto a él viajaba el director del Cesicat, Xavier Gatius, y representantes de ocho empresas catalanas.

En una nota oficial, la Generalitat anunció que el objetivo de este viaje era "conocer el mercado más avanzado en el sector de la ciberseguridad" y explorar "las oportunidades para iniciar proyectos de innovación entre Cataluña e Israel".

Iban a gastar 24,6 millones en tres años

Sin embargo, la prensa independentista más próxima al presidente Carles Puigdemont dio una versión muy distinta de este viaje: se trataba de estrechar lazos con el Gobierno de Israel y dar los primeros pasos para crear los "servicios de inteligencia" de la Generalitat, el llamado "CNI catalán".

Tan sólo unas semanas antes, el Parlament había iniciado la tramitación de la Ley de creación de la nueva Agencia de Ciberseguridad Catalana, como "estructura de Estado", llamada a sustituir al Cesicat. La Ley se aprobó definitivamente el pasado mes de julio, pero ha sido suspendida por el Tribunal Constitucional por considerar que excede las competencias del Ejecutivo autonómico.

En su viaje a Tel Aviv, Jordi Puigneró y Xavier Gatius fueron recibidos en su casa por Leo Gleser, un ex militar que preside la empresa de seguridad International Security and Defense Systems (ISDS Ltd.), considerada como muy próxima al Gobierno de Israel. El Departamento de Economía que dirigía Oriol Junqueras había anunciado que la nueva Agencia de Ciberseguridad de la Generalitat sumaría un presupuesto de 24,6 millones de euros durante sus tres primeros años de funcionamiento y la firma ISDS aspiraba a ser su principal proveedor.

Durante la presidencia de Jordi Pujol, la Generalitat ya había mantenido contactos y contratado servicios con la filial española de esta compañía, ISDS Ibérica, creada en 1989 por el abogado Juan José Folchi, que fue conseller de Economía en el primer Govern de Josep Tarradellas durante la etapa preautonómica. Según publicó el diario El País, ISDS Ibérica ha desarrollado labores como el plan integral de seguridad de Torreferrusa, dependiente de la Dirección de Política Forestal de la Generalitat, y el estudio de seguridad para la Oficina Olímpica Barcelona 92.

Buena prueba de la proximidad de la firma ISDS al Gobierno de Israel es que el mismo Leo Gleser acompañó al presidente Reuven Rivlin durante su reciente visita oficial a España, que tuvo lugar el pasado mes de noviembre: así lo acredita la fotografía que hoy publica en exclusiva OKDIARIO, en la que ambos aparecen junto al Rey Felipe VI.

Reuven Rivlin
El presidente de ISDS, Leo Gleser, el Rey Felipe VI y el presidente de Israel, Reuven Rivlin, el pasado mes de noviembre en Madrid.

"Antorchas de los mismos valores"

La visita de Jordi Puigneró y el director del Cesicat, Xavier Gatius, a Tel Aviv tenía aun segundo significado. Los independentistas han vendido con frecuencia que Israel sería su principal aliado internacional para alcanzar la independencia. Sin embargo, este mensaje se esfumó el pasado mes de noviembre, cuando el presidente de Israel, Reuven Rivlin, viajó a Madrid y durante un acto celebrado en el Senado proclamó que para su Gobierno España es "una única entidad estatal soberana y todos los problemas con los que está lidiando son internos" añadió sobre la crisis de Cataluña.

Durante su discurso, Rivlin recalcó que España e Israel son "antorchas de los mismos valores, los valores democráticos, los de la igualdad, la tolerancia y la paz". Un auténtico jarro de agua fría para las expectativas que  habían vendido los independentistas.

Pese a ser un independentista convencido, el secretario de Telecomunicaciones de la Generalitat, Jordi Puigneró, no ha considerado oportuno renunciar a su cargo ni a su sueldo público tras cuatro meses de aplicación del artículo 155. El martes anunció en su perfil de Twitter que no acudirá a la inauguración del Mobile World Congress en "señal de protesta" por la presencia del Rey Felipe VI.

Los independentistas también han anunciado un acto de boicot, a pesar de que la organización del congreso ya han anunciado que buscan una nueva sede para 2019, debido a la inestabilidad política en Cataluña.

A través de la misma red social, el alto cargo de la Generalitat llama a España "Ejpañistan" y lanza ocurrencias tan originales como la siguiente: "Es sólo una idea, pero creo que a la sesión de investidura de mañana los diputados independentistas deberían acudir todos al Pleno del Parlament con la máscara del president Puigdemont. La foto daría la vuelta al mundo. Pensadlo".

Lo último en Investigación